El Govern prevé levantar el confinamiento comarcal y habrá libre movilidad por toda Cataluña

De momento, todo apunta a que se descarta ampliar el horario de bares y restaurantes, que pueden permanecer abiertos sólo hasta las 17 horas

Viernes Santo en Calella de Palafrugell en Girona, foco de atracción de turistas barceloneses en Semana Santa, cuando se permitió de forma excepcional la movilidad interna
Viernes Santo en Calella de Palafrugell en Girona, foco de atracción de turistas barceloneses en Semana Santa, cuando se permitió de forma excepcional la movilidad internaDavid BorratEFE

Los catalanes podrán moverse con total libertad por toda Cataluña a partir del próximo lunes y salvo sorpresa de última hora. Según adelanta TV3, el Govern prevé levantar el confinamiento comarcal vigente y descarta limitar la circulación por veguerías o regiones sanitarias, como ha estudiado en las últimas semanas. Así lo ultima el Procicat, el comité técnico que gestiona la pandemia, antes de anunciarlo de forma oficial a lo largo de mañana, a las puertas de un fin de semana atípico por la celebración del día de Sant Jordi.

Por tanto, la libre circulación interna estará permitida a partir del próximo lunes 26 de abril tras analizar los últimos datos epidemiológicos y los efectos de la Semana Santa, cuando los catalanes también pudieron desplazarse por todo el territorio. Una flexibilización que no agravó la transmisión del virus.

Por el momento, el Govern descarta ampliar la apertura de bares y restaurantes y su horario quedará como hasta ahora: podrán servir bebidas y comidas desde primera hora de la mañana y hasta las 17:00 de forma ininterrumpida y con aforo limitado en interiores. Luego, tienen que bajar la persiana hasta la jornada siguiente. Sí está sobre la mesa una de sus grandes reclamaciones: que la restauración del interior de centros comerciales pueda abrir igual que la de a pie de calle.

Una circunstancia que no convence para nada al sector de la restauración. Este miércoles, el Gremi de Restauració ha vuelto a pedir a la Generalitat que alargue el horario de los bares y restaurantes “como mínimo” hasta el toque de queda a partir del próximo lunes. “Para los restauradores, que llevamos seis meses sin servir cenas, la espera se nos está haciendo eterna. Demasiadas empresas se nos han quedado por el camino y no podemos resignarnos”, ha explicado su presidente, Roger Pallarols.

Críticas por un Sant Jordi sin restaurantes

Sobre la diada de Sant Jordi este viernes, Pallarols ha advertido de que los barceloneses saldrán “masivamente” a la calle y que a partir de las 17.00 horas, ante el cierre de los bares, se acabarán reuniendo en plazas y parques. “Con gran probabilidad se volverán a repetir los botellones. ¿Es esto lo que queremos? No tiene ningún sentido. El Govern debe asumir que la socialización es un hecho imparable desde hace meses y que excluir la restauración y, sobre todo, las terrazas al aire libre es contraproducente”, ha sentenciado.

La pandemia retrocede

Cataluña registra 2.021 casos y 21 muertes en las últimas 24 horas. En cuanto a los pacientes ingresados actualmente, la cifra se sitúa en 1.650, que son 20 menos que en el último recuento. Un total de 497 pacientes se encuentran ingresados en unidades de cuidados intensivos (UCI) de centros públicos y privados, 2 menos que en el balance anterior.

La velocidad de reproducción de la enfermedad (rt) baja por debajo de 1 y se sitúa en 0,98 y el porcentaje de positividad de los test de antígenos y PCR se sitúa en el 6,22%, mientras que la incidencia acumulada en los últimos 14 días es de 277,26 por cada 100.000 habitantes. La tasa del riesgo de rebrote ha bajado: el martes alcanzaba un nivel de 297, y 24 horas después se sitúa en 272.