Los vecinos: “Los cortes independentistas en la Meridiana eran de 10 abuelos, estábamos hartos”

Interior permitirá ahora la concentración en una plaza que conecta con el paseo Fabra i Puig, frente a la estación de Renfe.

Una persona durante una concentración en la avenida Meridiana de Barcelona, a 1 de febrero de 2022.Lorena Sopêna / Europa Press
Una persona durante una concentración en la avenida Meridiana de Barcelona, a 1 de febrero de 2022.Lorena Sopêna / Europa Press FOTO: Lorena Sopêna Europa Press

La semana pasada, concretamente el 1 de febrero, fue un poco la gota que colmó el vaso, cuando unos 150 manifestantes independentistas y otros 100 contrarios a la independencia realizaron sendas concentraciones en la avenida Meridiana de Barcelona, que fueron separadas por un cordón de los Mossos d’Esquadra. Fue una imagen que, en principio no se verá más. La conselleria de Interior ha anunciado que se han terminado este tipo de protestas, tras meses de polémicas y quejas.

Entre los manifestantes se encontraba la diputada de Cs en el Parlament Anna Grau, que dio su apoyo a los contrarios al corte diario de la vía por parte de independentistas y que reclamaron con pancartas que “la ciudad es de todos”. Pues parece que por fin alguien les ha hecho caso. Los vecinos estarán contentos. Uno de ellos, Albert tenía que ir cada día a pie por culpa de los cortes, comenta que “menos mal que se van, eran 10 abuelos, ya está bien, ponían en jaque a todo el barrio cada día, estábamos hartos”.

Con esta concentración, fueron 656 días consecutivos --desde la sentencia a los líderes independentistas por el referéndum del 1 de octubre de 2017-- que manifestantes independentistas cortan la Meridiana a la altura de la estación de Sant Andreu Arenal.

Ahora, según se ha conocido hoy, la consellería de Interior ha acordado poner fin a partir del próximo sábado a los cortes independentistas en la avenida.

Según ha avanzado Nació Digital y han confirmado fuentes de la consellería de Interior, la Dirección General de Administración de la Seguridad ha notificado este jueves a la Asamblea Nacional Catalana (ANC), que convocaba los cortes, que a partir de este sábado la concentración estará autorizada en una plaza que conecta con el paseo Fabra i Puig, frente a la estación de Renfe.

La nueva ubicación ya no permitirá a los independentistas cortar la Meridiana, como venían haciendo desde octubre de 2019 para protestar por la condena a la cúpula del procés, al tener la autorización de la Generalitat para concentrarse en medio de esta avenida, pese a que el Ayuntamiento de Barcelona y partidos de la oposición habían pedido varias veces que se pusiera fin a los cortes.

La consellería de Interior ha acordado modificar el emplazamiento de la concentración, a un nuevo lugar cerca de la Meridiana pero en el que no se puede cortar el tráfico, para hacer compatible el derecho a la manifestación y causar menos molestias a los vecinos y comerciantes de la zona, según fuentes del departamento dirigido por Joan Ignasi Elena, de la órbita de ERC.

En el trasfondo de esta decisión también se ha tenido en cuenta que en las últimas semanas se habían generado episodios de tensión con grupos contrarios a los cortes, lo que había obligado a los Mossos d’Esquadra a desplegar cordones de seguridad para evitar enfrentamientos.

De esta forma, la de mañana viernes será la última concentración autorizada del colectivo Meridiana Resisteix y de la ANC que podrá cortar esta vía, uno de los principales puntos de entrada y salida a Barcelona, que en los últimos años han contado con la presencia puntual de políticos de los partidos independentistas.