¿Quién es quién en Valents, el último intento de UPN catalana?

La formación de los herederos de Manuel Valls celebra su congreso fundacional en Barcelona, se autoerige en el partido del “posprocés” y llama a la unidad del constitucionalismo

Castel, Guivernau, Parera, Arza y López Alegre, los principales dirigentes de Valents
Castel, Guivernau, Parera, Arza y López Alegre, los principales dirigentes de Valents FOTO: @PabloPuigGC

Valents ya es formalmente una realidad, un partido. La plataforma heredera de Manuel Valls -Barcelona pel Canvi, la marca con la que el exprimer ministro francés disputó la alcaldía a Ada Colau en 2019- se ha convertido en un nuevo proyecto político justo tres años después.

Este sábado la formación ha celebrado su congreso fundacional, ha acabado de definir sus cuadros internos bajo el liderazgo de Eva Parera (ex Unió y ex PP) y se ha ofrecido como alternativa al “populismo” y al “nacionalismo” en Cataluña. En este sentido, se ha autoerigido en la facción del “posprocés” y en “el partido de la unión del constitucionalismo” pese a los recelos que ha despertado entre el PP y Ciudadanos. Es decir, en un último intento por formar una UPN catalana que dé carpetazo al procés.

Pero, ¿quién es quién en este nuevo proyecto?

La dirección del partido, sometida a votación, ha quedado conformada por el economista y asesor económico Albert Guivernau, como secretario general; Jean Castel -exdiputado de Cs en el Parlament-, como secretario de organización; Joan López Alegre -exdiputado del PP en el Parlament-, como secretario de comunicación, y Juan Arza -exdirigente del PP y de Societat Civil Catalana-, como secretario de acción institucional.

La mencionada Eva Parera es su presidenta, el rostro visible de una formación que inició su andadura hace apenas tres meses y que ha anunciado varias adhesiones provenientes principalmente de Ciudadanos -como Marilén Barceló, concejal del Ayuntamiento de Barcelona que dejó el partido naranja para unirse a Valents- y alguna de la órbita del PP. Parera, por ejemplo, ex de Unió y reclutada por Manuel Valls para el Consistorio, se sumó como independiente a la lista del PP y logró un escaño en el Parlament que ahora ha dejado.

El embrión de Valents es el reciente manifiesto constitucionalista presentado por destacados miembros de la sociedad civil en Barcelona -algunos enrolados en este nuevo partido- a favor de la unidad constitucionalista en Cataluña y en el que pedían explícitamente una confluencia de centro-derecha para vencer al independentismo en las urnas.

El primer objetivo -y auténtica prueba de fuego- del partido serán las elecciones municipales de 2023, previstas para dentro de un año escaso. Su voluntad es presentar listas en el máximo número de municipios posibles, un reto difícil dado el poco tiempo restante.

Su estrategia pasa por buscar la concentración del centro derecha y la derecha catalana y erigirse en “alternativa” al independentismo. “Valents es el partido del post procés y antirégimen al que nos tienen sometido el nacionalismo y el populismo. Por su culpa hemos perdido el Hermitage, la ampliación del aeropuerto, la marcha de miles de empresas y todas aquellas que no vienen”, ha exclamado el secretario de comunicación, Joan López Alegre.

“Yo sí quiero gobernar; y a eso ha venido Valents. No queremos destruir las autonomías, queremos gobernar Cataluña”, ha zanjado Albert Guivernau.