Más de 200 “chivatazos de espías” por discriminar el catalán en la universidad

La campaña arrancó en octubre organizada por los sindicatos de estudiantes independentistas

Una aula, en la Universitat Autònoma de Barcelona (UAB)
Una aula, en la Universitat Autònoma de Barcelona (UAB) FOTO: Google

Plataforma per la Llengua ha recibido 209 quejas relativas al uso del catalán en la universidad durante el primer cuatrimestre de su campaña ‘La universitat, en català!’, según ha informado en un comunicado este miércoles.

Impulsada por Plataforma per la Llengua, el Sindicat d’Estudiants dels Països Catalans (Sepc), la Federació Nacional d’Estudiants de Catalunya (Fnec) y el Bloc d’Estudiants Agermanats (BEA), la campaña arrancó en octubre con el estreno de una web para facilitar las denuncias y se comprometió a informar “de la evolución de las vulneraciones y de la situación de la lengua en las universidades catalanas, valencianas y de Baleares”.

En este cuatrimestre, el 58% de las quejas recibidas han sido por cambios de la lengua de docencia; el 24% por falta de asignaturas en catalán, y el 18% restante por lo que describen como otras vulneraciones de derechos lingüísticos, como casos de profesores que “obligan” a hacer trabajos y presentaciones orales en castellano.

Desde hace pocos meses, existe una página web, iniciativa de la plataforma ultraseparatista Plataforma per la Llengua y dos sindicatos de estudiantes independentistas, que promueve que los estudiantes denuncien a los profesores que enseñen en castellano. El problema es que este control empieza a llegar a las universidades valencianas, no solo de Cataluña.

El método es exactamente el mismo que en Cataluña, la citada página web para los chivatos, con los mismos impulsores. A través de ella estudiantes catalanes, baleares y valencianos podrán denunciar “cambios de lengua” en las diferentes asignaturas que cursan.

Plataforma per la Llengua tiene en su currículum grandes polémicas, como el espionaje en los recreos de los colegios para ver que idioma hablan los niños o las denuncias a comercios donde se habla español por parte de comisarios lingüísticos voluntarios, lo que ha conllevado numerosísimas sanciones.

“El nombre del profesor no se les pide, pero pueden llegar a él sabiendo los estudios y la Facultad. Estaremos atentos a lo que sucede para que no haya caza de brujas”, han dicho docentes constitucionalistas en exclusiva a ABC.

Desde la web instan en todo momento a un compromiso con la lengua catalana tras: “Una relajación en la conciencia lingüística del personal universitario y una inacción perpetuada de los equipos de gobierno de las universidades”.

Los promotores de esta web afirman que buscan que: “Se lleven a cabo políticas para incentivar el catalán en las aulas, con el objetivo de aumentar el porcentaje de asignaturas ofertadas en esta lengua, de manera que todos los grados y másteres ofrezcan un 60 por ciento de grupos de docencia en catalán, priorizando un 80 por ciento para los grados”.

La plataforma independentista Plataforma per la Llengua, subvencionada con más de 311.000 euros desde 2015 por la Generalitat Valenciana de Puig, Oltra, Marzà y Podemos ha resucitado el señalamiento al español en universidades. Concretamente, han lanzado la campaña en Twitter ‘La Universitat en Valencià’ (la Universidad en valenciano) que, tiene por objeto, según dice, facilitar a los estudiantes que presenten quejas lingüísticas en la página web ‘launiversitatenvalencia.org’. Es decir, que estudiantes y docentes señalen a profesores y alumnos que toman la decisión de comunicarse en español en lugar de en catalán bajo el formato de ‘queja lingüística’. Afirman que ‘en el País Valenciano tienes el derecho a poder estudiar en valenciano’, pero omite que también en español. Sin embargo, en un extremo y con un tipo de letra mucho más pequeño, manifiesta ‘La Universidad en catalán’.