Amasia, así será el nuevo supercontinente formado por el cierre del Océano Pacífico

Dentro de 200 o 300 millones de años América colisionará con Asia

Los contienen actuales se unirán de nuevo según sus predicciones
Los contienen actuales se unirán de nuevo según sus predicciones FOTO: Curtin University Curtin University

Un nuevo estudio publicado en National Science Review desvela cómo será Amasia, el próximo supercontinente. Los investigadores de la Escuela de Ciencias Planetarias y de la Tierra de Curtin (Australia) y la Universidad de Pekín (China) utilizaron un superordenador para simular cómo nace un supercontinente y verificaron que la Tierra se ha estado enfriando durante miles de millones de años y que el grosor y la fuerza de las placas bajo los océanos se van reduciendo. Así, han conseguido información de lo que ocurrirá en nuestro planeta en los próximos 200 millones de años.

“Durante los últimos dos mil millones de años, los continentes de la Tierra han chocado para formar un supercontinente cada 600 millones de años, conocido como el ciclo del supercontinente. Esto significa que los continentes actuales se unirán nuevamente en un par de cientos de millones de años”, ha explicado Chuang Huang, autor principal del estudio.

Esta unión se producirá dentro de unos 200 o 300 millones de años por el cierre del Océano Pacífico cuando América colisione con Asia, de ahí que al nuevo supercontinente de la historia ya ha sido bautizado por los científicos como Amasia.

Según sus cálculos también Australia tendrá un papel importante en la formación de esta nueva plataforma ya que se espera que primero colisione con Asia y luego conecte América y Asia una vez que se cierre el Océano Pacífico.

“Al simular cómo se espera que evolucionen las placas tectónicas de la Tierra usando una supercomputadora, pudimos demostrar que en menos de 300 millones de años es probable que el Océano Pacífico se cierre, lo que permitirá la formación de Amasia, desacreditando algunas teorías científicas previas”, ha explicado Huang.

Por su parte, el coautor del estudio, JZheng-Xiang Li, ha asegurado que la Tierra tal y como la conocemos será drásticamente diferente cuando se forme Amasia. “Se espera que el nivel del mar sea más bajo, y el vasto interior del supercontinente será muy árido con altos rangos de temperatura diarios”.

“Actualmente, la Tierra se compone de siete continentes con ecosistemas y culturas humanas muy diferentes, por lo que sería fascinante pensar cómo se verá el mundo dentro de 200 a 300 millones de años”, ha añadido Li