MENÚ
sábado 24 agosto 2019
04:49
Actualizado

Pablo Heras-Casado: "Se puede ir a un concierto de música clásica por lo que cuestan tres cañas"

Este director de orquesta dirigirá mañana en el Teatro Real "Acordes con Solidaridad", un concierto benéfico para ayudar a los más vulnerables

  • Pablo Heras-Casado dirige mañana en el Teatro Real
    Pablo Heras-Casado dirige mañana en el Teatro Real /

    David Jar

Tiempo de lectura 4 min.

27 de mayo de 2019. 18:51h

Comentada
Raúl Salgado Madrid. 27/5/2019

He aquí un director de orquesta sin batuta. Un hombre generoso y solidario. Un silencio. Un sonido. He aquí un desterrador de mitos. Un azote de los clasistas y elitistas que creen guardar bajo sus alas la custodia de algo tan universal como la música clásica. Pablo Heras-Casado ha dirigido a las orquestas más importantes del mundo. Y

El embajador de Ayuda en Acción dirigirá la Obertura-Fantasía "Romeo y Julieta" y la Sinfonía nº 5 en mi menor de Tchaikovsky en una de esas citas en el Teatro Real con las que realmente se corona.

-¿Estos conciertos son los que le coronan?

-Sí, me satisface mucho que lo que hago tenga una función social y educativa para esos niños, los auténticos protagonistas. Me siento orgulloso de formar parte de un proyecto tan importante y que involucra a mucha gente a la que veo brillar.

-¿Suenan distintos los acordes con solidaridad?

-Cuando se hace música para ofrecer algo sin esperar nada a cambio, cobra una dimensión maravillosa. No hay nada más bonito en la vida.

-¿La música es solidaria?

-Por supuesto. Obliga a ser generoso y a tener conciencia de grupo.

-¿No entiende de clases sociales?

-No. Aunque en ciertas épocas o lugares quieran darlo a entender, la música clásica no es elitista. Jamás fue creada y concebida para ello. El problema es que pretendan ponerle esa etiqueta y cerrarle el acceso. Pero la música es universal en el sentido más amplio de la palabra.

-Dicen que a la música clásica solo van los ricos...

-Eso es mentira. ¿Al Bernabeu van únicamente los ricos? En la vida hay prioridades, y ése es un mito a desterrar. Entrar al Auditorio Nacional puede ser cinco veces más barato que ir al fútbol. Es posible comprar una entrada por 20 euros, lo que cuestan tres cañas.

-¿El dinero está bien repartido?

-No, por cuestiones políticas. El dinero habría que reinvertirlo de una manera más justa. Los gobiernos tendrían que priorizar las políticas sociales para que ONG's como la nuestra no tuvieran que existir.

-¿Empobrece?

-Depende de cada uno, de los valores de cuna, de si se ha nacido en una familia de un estrato social u otro, de la educación que se recibe...

-¿Y la pobreza puede enriquecer?

-Dicen que la falta de recursos agudiza el ingenio, aunque yo no lo creo. No es necesario que un artista sufra o que tenga una vida atormentada.

-¿En España se pasa hambre?

-En términos reales, sí. Hay familias que no disponen de recursos suficientes para alimentarse. "Ayuda en acción", por ejemplo, entiende esta realidad y por ello ha impulsado programas para dar comida a niños de ciudades como Madrid que no tienen ni para desayunar, lo que me parece terrible.

-¿Qué haría usted si le tocara la lotería?

-Pues no lo sé. No me gustan las ensoñaciones, ni el azar. Lo cierto es que nunca he pensado en ello.

-¿Por qué le gusta ayudar?

-Es una cuestión de haber nacido en un entorno donde nadie te da nada y donde sólo se cuenta con la solidaridad de la familia más íntima. Y así resulta más fácil ser generoso. Siempre que he podido hacer algo por ayudar lo he hecho.

-¿Nos ayudamos poco o mucho?

-España es un país muy solidario a la hora de apoyar a las ONG's, de donar órganos... Pero diariamente, al ser amables y agradecidos con quienes convivimos, con el compañero de trabajo o con el vecino, podríamos ser más solidarios, porque estos pequeños gestos cambian la vida.

-¿Cuál es el principal pilar de una orquesta?

-El entendimiento, pese al necesario liderazgo del director.

-¿Qué enseñanzas pueden extraerse para la vida?

-La música te obliga a generar ese diálogo. Es un acto de generosidad y de amor. Y eso nos hace mejores.

-En alguna ocasión me dijo que, además de la risa de su hijo, sus sonidos favoritos son los que silencian. Pero, ¿dónde está el silencio?

-El silencio está en saber escuchar, en dar voz a los demás, en reflexionar antes de hablar...

-¿A quién le chillaría usted?

-No tolero las intolerancias.

-¿El éxito cansa?

-Depende de cómo te lo tomes, pero la responsabilidad y el estar constantemente viajando y cambiando de horarios y de rutinas puede llegar a cansar.

-Tras haber dirigido a las orquestas más importantes del mundo, ¿qué es lo que más le gusta de usted?

-Ni idea. Es otra pregunta que nunca me he hecho. Pero me gusta lo que tengo en común con mis raíces y mi familia. Me gusta mi gente, a la que llevo por todos los sitios.

-¿A qué le suena España?

-Me gustaría que sonara a música, que es diálogo y entendimiento. Y ese es el sonido ideal.

Pablo Heras-Casado orquesta Teatro Real

Últimas noticias