Cabrera Bello y Rahm arrancan con buen pie en el US Open

El estadounidense Justin Thomas lidera el torneo. Sergio García, muy lejos de los mejores

El grancanario Rafa Cabrera Bello y el vizcaíno Jon Rahm han arrancado por debajo del par el Abierto de Golf de Estados Unidos, que se disputa esta semana en el recorrido de Winged Foot, a las afueras de Nueva York.

Cabrera Bello ha terminado su primera ronda empatado en el octavo puesto y con dos golpes bajo el par, a tan solo tres impactos del líder, el estadounidense Justin Thomas (-5). “Estoy muy contento porque llevaba unos meses en los que no conseguía encontrar mi juego. He trabajado duro y he tenido confianza en que realmente no estaba tan lejos y que era una cuestión de sensaciones”, dijo Cabrera Bello, que acumulaba varios meses de malos resultados.

“Estoy muy satisfecho de haber podido llevar buenas sensaciones al campo y haber hecho las cosas bien”, agregó el grancanario, que reconoció haberse “divertido” en el campo. “Son pocas las veces cuando uno tiene la oportunidad de sonreír en un US Open. Mejor soltar tensión con una risa que seguir serio”, comentó.

Jon Rahm llegó a igualar el resultado de Cabrera Bello en dos ocasiones, pero un bogey en el hoyo 16 lo relegó al décimo cuarto puesto con un acumulado de -1. “Es un campo muy largo, hay que darle muy bien desde el tee y recto. En un campo como éste hay que pegar muy bien todos los golpes. No hay ninguna parte del juego que puedas escaquear”, dijo Rahm, que destacó de tee a green, pero tuvo dificultades para meter putts.

“He jugado muy bien. Ha habido momentos durante la vuelta muy buenos. El golf te da ciertas cosas y te quita ciertas cosas. No estoy preocupado. Estoy muy contento con el resultado y ojalá pueda seguir así tres días seguidos”, agregó el número dos del ránking mundial.

El guipuzcoano Adrián Otaegui empezó con dificultades en los primeros nueve hoyos, con tres bogeys y un único birdie, que contrarrestó con tres birdies y dos bogeys en la segunda vuelta. Otaegui (+1) terminó la primera jornada empatado en el puesto 32, y con claras opciones de pasar el corte para el fin de semana en su primer US Open.

El joven aficionado barcelonés Eduard Rousaud (+6) se estrenó en un grande embocando un espectacular eagle desde la calle en su primer hoyo, pero tres doble bogeys, cuatro bogeys y un solo birdie lo dejaron en la parte más baja de la clasificación.

El veterano Sergio García tampoco empezó con buen pie su vigésimo primer US Open. “Ha sido obviamente un comienzo terrible y una ronda decepcionante”, dijo el golfista castellonense, ganador del Masters de Augusta de 2017. "Viendo como está el pronóstico del tiempo, las condiciones de juego han sido probablemente las más fáciles de esta semana y esto decepcionado de no haberlas aprovechado”, concluyó García.