Así es la Superliga europea que quieren crear los grandes clubes

“The Times” ha publicado todos los detalles del calendario, la estructura y los ingresos que recibirían los clubes por participar

Liverpool y Manchester son dos de los clubes involucrados en la creación de la Superliga
Liverpool y Manchester son dos de los clubes involucrados en la creación de la SuperligaDPA vía Europa Press DPA vía Europa Press

La Superliga europea avanza a pesar de la firme oposición de la FIFA, que ya ha amenazado a clubes y futbolistas con excluirlos de sus competiciones. El diario “The Times” ha publicado las bases del torneo, que se recogen en un documento de 18 páginas al que ha tenido acceso.

El periódico británico habla de cuatro clubes fundamentales para armar el proyecto: Real Madrid, Liverpool, Manchester United y Milan. Forman parte de los quince clubes fundadores que tendrían asegurada la participación: seis ingleses (los dos citados más Arsenal, Manchester City, Chelsea y Tottenham), tres españoles (Real Madrid, Atlético y Barcelona), tres italianos (Milan, Juventus e Inter), dos alemanes (Bayern y Borussia Dortmun) y uno francés (PSG). Cada uno de esos clubes recibirían 350 millones de euros por entrar en la competición. En la Superliga participarían 20 clubes. Los otros cinco tendrían que ganarse el acceso por clasificación.

Esos quince clubes se repartirían el 32,5 de los ingresos por televisión y patrocinio. Otro 32,5 se distribiuría equitativamente entre los 20 participantes y habría un 20 por ciento adicional que se distribuiría en función de la clasificación. Además, los clubes tendrían derecho a comercializar cuatro partidos por temporada en televisión de manera individual, lo que les permitiría aumentar aún más sus ingresos.

Los 20 equipos se repartirían en dos grupos de 20, que jugarían una liga doble partido. Los cuatro primeros de cada grupo se clasificarían para los cuartos de final. La final, como en la Champions, sería a un partido. La Superliga ocuparía las fechas entre semana destinadas a la Champions ahora y los equipos seguirían participando en sus campeonatos nacionales.

La Superliga marca también un tope salarial que impide gastar más del 55 por ciento de los ingresos netos en sueldos y traspasos.