Así son las lujosas propiedades incautadas a Abramovich y las que están en el punto de mira

El oligarca ruso, que también fue despojado del Chelsea, ha sido sin dudada el más castigado por la guerra a pesar de controvertido papel de mediador

Propiedades de Roman Abramovich
Propiedades de Roman Abramovich FOTO: Instagram/Archivo larazon

El oligarca ruso Román Abramovich ha sido sin duda uno de los más castigados por la invasión rusa de Ucrania, a pesar de que su papel como mediador solicitado por el propio presidente ucraniano, Volodimir Zelenski, le valiera para que Estados Unidos congelara cualquier tipo de sanción contra él.

A parte de ser expulsado del Chelsea y de la premier, el empresario ha visto como se congelaban millonarios activos y se confiscaban impresionantes propiedades en diferentes países de la Unión Europea. El primero en hacerlo fue el gobierno británico que en los primeros días de marzo bloqueaba los activos del empresario ruso en el país por una suma que asciende a 15 mil millones de libras esterlinas. Entre ellas dos exclusivas propiedades. Así son las mansiones incautadas... por ahora:

Londres

La mansión de Roman Abramovich
La mansión de Roman Abramovich FOTO: Instagram larazon

El todavía dueño del Chelsea, cuya adquisición por un consorcio norteamericano debe completarse antes de 31 de mayo, puso a la venta su mansión de 15 habitaciones en Kensington Palace Gardens que en su día fue utilizada como embajada rusa.

El ático tríplex de Abramovich en un edificio Chelsea Waterfront de 37 pisos, con un valor de 35 millones de euros fue incautada en marzo al igual que otra casa adosada de seis plantas en Eaton Square, que adquirió por 33 millones de euros. El Gobierno británico llegó a afirmar que se estaba “explorando la opción” de usar las propiedades de las personas sancionadas para albergar a refugiados ucranianos.

En 2011, Roman Abramovich, dueño del Chelsea CF y amigo de Vladimir Putin, llevaba a cabo la compra de esta lujosa vivienda situada la zona de Knightsbridge, dentro de Kensington-Chelsea, el área más lujosa del Oeste de Londres.

El edificio ocupa una superficie de 9.144 m², el equivalente a cinco veces el espacio una casa normal de cinco dormitorios. Su enorme tamaño se debe a que la misma está formada por dos inmuebles contiguos que fueron divididos en 1998 en nueve apartamentos. Abramovich consiguió adquirirlos todos, convirtiendo la mansión en una de las residencias más caras de la capital.

El interior de la vivienda no es nada minimalista ya que su dueño deseaba que que fuera lujoso y de estilo neoclásico victoriano para que coincidiera con el exterior del inmueble”. Los interiores fueron diseñados por el arquitecto neoclásico John Simpson, responsable de la Galería de la Reina del Palacio de Buckingham. La rehabilitación externa del inmueble de Knightsbridge fue proyectada por otro renombrado maestro: Thomas Cubitt.

La vivienda dispone de 15 habitaciones.

Francia

Otro duro golpe le llegaba a mediados de abril desde Francia. Su palacete “Château de la Croë” fue confiscado por las autoridades galas.

Château de la Croë está situado en una de las partes más prestigiosas de la Riviera francesa, el Cap d’Antibes, y los agentes inmobiliarios locales estiman que tiene un valor de alrededor de 110 millones de euros.

Construida en 1926, la elegante villa se completa con más de una docena de habitaciones, ocho baños y se encuentra en 12 acres de frondosos bosques y exuberantes jardines a solo unos metros del mar Mediterráneo. Cuenta con vestíbulo, cocina con comedor, varios salones, sala de estar, sala de televisión, zona de juegos, biblioteca y oficina, entre otras habitaciones.

Abramovich gastó unos 40 millones de dólares en la restauración del Château después de que lo compró en 2001, construyó una piscina de 15 metros en el techo e insertó un enorme gimnasio y cine en casa en el sótano para crear la zona de juegos definitiva de los multimillonarios.

Pero antes de que uno de los magnates favoritos de Putin se mudara, la increíble propiedad fue utilizada como casa de vacaciones por el ex rey de Inglaterra Eduardo VIII y la socialité estadounidense Wallis Simpson, más conocida como el duque y la duquesa de Windsor. En época de su gran esplendor, tenía en el servicio a 33 empleados.

En 2010, se proyectó un cortometraje en la casa sobre la restauración de Abramovich del Château de la Croë. Antes de su restauración, el castillo había sido dañado y ocupado de manera ilegal, y solo la estructura seguía intacta. El permiso para la renovación se otorgó en febrero de 2004 y el trabajo tardó cuatro años en completarse. En la azotea del edificio se construyó una piscina de 15 m de largo y en el sótano se instaló un gimnasio y un cine. Los jardines fueron diseñados por Peter Wirtz, hijo del célebre paisajista belga Jacques Wirtz, y plantados con especies californianas y mediterráneas.

Portugal

Portugal tiene congelado un inmueble valorado en 10 millones de euros que el oligarca ruso tiene en el Algarve y que se intentó vender dos semanas antes de la invasión a Ucrania. El registro de la propiedad del inmueble, que se encuentra en la exclusiva zona llamada Quinta do Lago, está congelado desde el 25 de marzo a petición del Ministerio de Exteriores de Portugal. La alerta saltó después de que el 9 de febrero un ciudadano británico solicitase un crédito de 5 millones de euros para comprar el inmueble, propiedad de Millhouse Views LLC, una sociedad con sede en Estados Unidos.

Quinta do Lago es un enclave turístico de renombre nacional e internacional, siendo conocido como uno de los proyectos más lujosos y exquisitos de su tipo en Europa. Con una maravillosa playa y varios campos de golf, entre los que destaca el de San Lorenzo.

Esta zona del Algarve se sinónimo de propiedades exclusivas con acabados de alto lujo y son el producto más solicitado por los grandes inversores y personas que buscan tener algo único. Sus mansiones sólo están al alcance de grandes inversionistas, artistas y personas de gran éxito. Quinta do Lago es el lugar para encontrar villas de ensueños por valor nunca inferior a varios millones de euros.

Estados unidos, en el punto de mira

Dos meses después de la guerra, la perspectiva de un acuerdo negociado parece tan remota como siempre, con Rusia emprendiendo una nueva ofensiva en el sur y el este de Ucrania. El papel del multimillonario como mediador no oficial ha sido controvertido desde el principio, y los críticos afirman que el décimo hombre más rico de Rusia solo busca proteger su vasta riqueza de las sanciones desatadas contra otros líderes empresariales por la invasión de Ucrania por parte del presidente Vladimir Putin.

En este escenario, Altos funcionarios estadounidenses presionan a Joe Biden para que “descongele” las sanciones contra el multimillonario Roman Abramovich después de que el reciente viaje del magnate ruso a Kiev para reactivar las conversaciones de paz no lograra ningún avance. Una decisión que coloca en serio riesgo otras importantes propiedades del magnate.

Entre ellas, una mansión en las Montañas Rocosa que probablemente estaría entre los primeros activos congelados por el gobierno de Estados Unidos si la Casa Blanca lo sanciona en respuesta a la guerra en Ucrania, según abogados y ejecutivos de bienes raíces.

Entre los muchos trofeos inmobiliarios mundiales de Abramovich se encuentra una megacasa moderna de 14,000 pies cuadrados en 200 acres en Snowmass, Colorado, en las afueras de Aspen. El multimillonario ruso compró la propiedad en 2008 por 36,5 millones de dólares. Los corredores locales dicen que la propiedad probablemente se vendería ahora por más de 50 millones dados los altos precios, lo que la convierte en la segunda casa más cara jamás vendida en el área de Aspen.

Abramovich también es dueño de una casa estilo chalé de 5,500 pies cuadrados en Snowmass Village, que compró en 2008 por 11.8 millones de dólares, según los registros de propiedad locales. La propiedad, justo al final del terreno de su casa más grande, se utiliza como casa de huéspedes, casa del cuidador o casa de esquí, ya que está al lado de las pistas.

La propiedad es ideal para la privacidad, rodeada de 200 acres al final de un camino de montaña remoto y angosto con solo otra casa. Abramovich podría hacer fácilmente el viaje de 15 minutos desde su jet privado y quedarse en su casa sin ser visto, dicen los lugareños.

La casa es muy conocida en los círculos arquitectónicos y fue diseñada por Voorsanger Architects, con sede en Nueva York. Encaramado a casi 1,000 pies sobre Snowmass Village, se eleva como una cuña de vidrio gigante a lo largo de Wildcat Ridge. Su techo de placa plegada de acero, que parece un ala gigante, fue diseñado para cargas pesadas de nieve y voladizos de 40 pies sobre el camino de entrada.

En el interior, la casa está revestida en nogal negro elegante con ventanas del piso al techo que ofrecen vistas espectaculares de Capitol Peak, Mount Daly, Roaring Fork Valley y Aspen. Una pared de roca de musgo de 12 pies de altura divide las alas este y oeste. Los corredores dicen que Abramovich invirtió millones de dólares en mejoras de la casa, incluido un búnker subterráneo.

Además Roman Abramovich posee diferentes propiedades en En Nueva York. Con una inversión de 95 millones de dólares, se hizo con cuatro edificios en el Upper East Side para unirlos y construir una megamansión (la propiedad se transfirió a su exmujer Dasha Zhukova). También adquirió un apartamento en la misma zona por algo menos de un millón de dólares.