MENÚ
lunes 14 octubre 2019
00:34
Actualizado

El plan de Zidane para el partido de Sevilla

  • Zidane tiene que meditar
    Zidane tiene que meditar

Tiempo de lectura 2 min.

20 de septiembre de 2019. 16:45h

Comentada
José Aguado 19/9/2019

Zidane sabe que el partido contra el Sevilla se ha convertido en un choque trascendental para recuperar el ánimo del Real Madrid tras la derrota en Champions contra el PSG. Después el Real Madrid recibe a Osasuna y cierra septiembre en el Wanda contra el Atlético. No son los mejores escenarios para el conjunto blanco, que necesita buenas noticias cuanto antes.

En la portería no va a hacer cambios Zidane, pese a que Courtois está en el punto de mira porque el primer gol de Di María le pasó muy cerca. El argentino tira muy rápido. Pero Courtois va a jugar todo porque es el portero titular, sin ninguna duda.

En defensa sí que puede haber cambios, sobre todo porque Sergio Ramos ya está disponible tras perderse por sanción el choque de París. Sin el andaluz en el centro de la defensa, el Real Madrid tiene muchos problemas. Su jerarquía es importantísima y ayuda a los demás. A su lado puede estar Nacho, para que Zidane de descanso, aunque en un partido tan importante, Varane tiene más opciones de ser titular. Mendy seguirá en la izquierda, porque Marcelo no llega y Carvajal en la otra banda.

En el centro del campo, no tiene muchas opciones Zidane: sabe que Casemiro necesita un descanso y puede que también Kroos. El Real Madrid se parte por esa zona, pero en partidos tan importantes no puede prescindir de ellos. Isco y Modric están lesionados, pero Valverde se ha entrenado con el grupo, quizá podría llegar. Otra opción es Lucas Vázquez, que le da mucho trabajo y ayuda a que el equipo no se descosa. Pero no parece que vaya a prescindir de James.

En la delantera, parece que la que jugó en París tiene pinta de ser la titular en los partidos importantes. A no ser que considera que Hazard necesite un descanso para no sumar minutos, Vinicius va a ser suplente y el belga, Hazard, Bale y Benzema serán los hombres de ataque.

Es decir, o hay sorpresas o no va a haber muchos cambios porque ni puede, por las lesiones, ni considera que los que están en el banquillo sean mejores que los que jugaron en París. Entonces, Zidane tendrá que conseguir que sus jugadores se apliquen con más intensidad.

Últimas noticias