• 1

Ideas para hacer un viaje en familia cultural a Japón

El país nipón no solo tiene un arte milenario, además poseen una serie de artistas del más alto nivel internacional

  • Museo de Arte Chichu
    Museo de Arte Chichu

Tiempo de lectura 8 min.

27 de julio de 2018. 06:50h

Comentada
Gema Lendoiro Madrid. 30/7/2018

No solo existen las playas y los chiringuitos en los veranos. Para las familias amantes de la cultura, el arte y sobre todo de transmitir a los hijos la cultura de viajar y todo lo que ello conlleva (apertura de mente, cultura, aprendizaje y maravillosos recuerdos para siempre), existen los planes culturales a países como Japón que goza hoy en día de una cultura ya no solo milenaria sino de artistas de vanguardia punteros a nivel internacional.

Una de las características más valoradas de Japón es el arte, no sólo por las numerosas disciplinas artísticas creadas a lo largo de su historia sino también por la conservación de las técnicas tradicionales y su mantenimiento hasta la actualidad. Pero además, Japón es también un país destacado en el campo del arte contemporáneo tanto en pintura, escultura y arquitectura como en las numerosas disciplinas que abarca este tipo de arte. Para conocer los espacios y artistas más emblemáticos del arte contemporáneo la Oficina de Turismo de Japón ha seleccionado los lugares y museos imprescindibles que visitar.

Naoshima, la isla del arte moderno

Situada en el mar interior de Seto, Naoshima es uno de los puntos de referencia del arte contemporáneo del país. Esta isla se ha convertido a través de Benesse Holdings, Inc. y la Fundación Fukutake en centro de arte moderno. En tan sólo 8 kilómetros cuadrados de superficie, se concentran las obras de reconocidos artistas internacionales como Yayoi Kusama, Claude Monet, James Turrell y Tadao Ando.

Uno de los espacios más populares de Naoshima es Benesse House, diseñado por el reconocido arquitecto japonés Tadao Ando. Es una instalación basada en el concepto de convivencia entre naturaleza, arquitectura y arte que incorpora un museo y un hotel, además de otros espacios como un parque, restaurante, café, spa y tienda. El arte se muestra en todas las instalaciones y alrededores, permitiendo a los visitantes interactuar con las obras de arte en cualquier lugar que visiten. Entre ellas se encuentran las de la artista japonesa Yayoi Kusama: dos grandes calabazas de color amarillo y rojo situadas en diferentes puntos de la costa.

De Benesse House también es el Museo de Arte de Chichu, donde se encuentran cinco pinturas de la serie ‘Nenúfares’ de Claude Monet. Este museo es característico además, porque está construido prácticamente en el subsuelo, para evitar el impacto de la construcción en el medio ambiente. En su exterior se muestra igualmente la influencia del artista francés, con el Jardín Chichu, inspirado en el botánico de Giverny.

También del arquitecto Tadao Ando, junto con el artista Lee Ufan, destaca el Museo Lee Ufan, donde se pueden admirar las obras de este artista coreano, reconocido miembro del movimiento artístico Mono-ha de Japón de los años setenta. El edificio es en sí mismo una obra de arte minimalista, que invita a la reflexión y a la contemplación del espacio.

Además de las obras al aire libre y los diferentes museos, en esta isla el arte se fusiona con la actividad cotidiana de los ciudadanos japoneses en el Naoshima Bath. Este baño público se ha convertido también en una instalación de arte, donde se pueden admirar obras del artista japonés Shinro Ohtake mientras se disfruta de un relajante baño.

Teshima, arte arquitectónico

Considerada la isla de la gastronomía por sus productos del mar y frutas como las mandarinas, fresas y limones, la isla de Teshima es también conocida por su vinculación con el arte y la arquitectura. Entre los lugares más emblemáticos se encuentran el Museo de Arte de Teshima, diseñado por el artista Rei Naito y el arquitecto Ryue Nishizawa, que fue construido en forma de gota de agua y gracias a su abertura oval, la luz y el aire que entra en el edificio permite que la visualización del interior cambie con cada estación.

Una de las obras más destacadas de esta isla es la del artista Christian Boltanski “Les Archives du Cœur, una muestra expositiva que recopila el sonido de los corazones de personas de todas partes del mundo e incluso permite a cada visitante registrar sus propios latidos.

Es imprescindible también realizar una visita a Teshima Yokoo House, un edificio que cuenta con diferentes ámbitos y que fue creado por el artista Tadanori Yokoo y la arquitecta Yuko Nagayama, quienes renovaron esta antigua casa situada frente al puerto. Muestra 11 obras bidimensionales y destaca por la utilización de cristales tintados que permiten controlar la luz y el color, el sol, las brisas y los matices naturales de la isla. Así se consigue dar otra visión no sólo del espacio, si no del exterior y de las propias obras de arte, convirtiendo la experiencia espacial de los visitantes en una serie de collages interconectados.

Cada tres años la isla de Naoshima y Teshima junto con otras diez islas del interior del mar de Seto acogen la Setouchi Triennale, un festival internacional de arte dividido en tres sesiones -primavera, verano y otoño- que además de la muestra de esculturas, exposiciones e instalaciones específicas acoge eventos, conferencias y talleres vinculados con el arte.

El museo futurista de Kanazawa

En la ciudad de Kanazawa, capital de la prefectura de Ishikawa, se encuentra el Museo de Arte Contemporáneo del Siglo XXI. Diseñado por el arquitecto Kazuyo Sejima, se caracteriza por su forma circular y el aspecto futurista del exterior. En el interior, las diferentes galerías fluyen con otros espacios comunes como biblioteca, sala de conferencias y espacio infantil.

Al margen de las exposiciones y eventos que se celebran en este museo uno de los puntos de mayor atractivo está en la piscina situada en uno de los patios del recinto. Esta obra, del artista argentino Leandro Erlich, simula desde el exterior un depósito profundo de agua, que en realidad cuenta tan sólo con una capa de agua de unos 10 cm de profundidad suspendida sobre un cristal transparente. Bajo el cristal, los visitantes pueden entrar en el espacio vacío de paredes aguamarina que simulan esta piscina. Una experiencia que invita a reflexionar sobre lo que se considera obvio y a participar en la obra de arte de forma activa.

TeamLab Museum, pineros en arte digital

TeamLab Museum es un museo pionero de arte digital a escala real. Está situado en el complejo Palette Town de Odaiba, Tokio, y su nombre completo es "MORI Building DIGITAL ART MUSEUM teamLab Borderless". Creado por la compañía Mori Building junto con teamLab, grupo creativo y colaborativo que reúne a profesionales de varios campos, es la primera exposición permanente a escala real de arte digital. La instalación cuenta con un total de 520 ordenadores y 470 proyectores repartidos en 10.000m2 y ha sido concebida con el objetivo de eliminar fronteras fomentando la interacción entre el arte y el público, ofreciendo además, libertad a los artistas gracias a las nuevas tecnologías digitales.

Yayoi Kusama y sus obras coloristas

Yayoi Kusama es una de las artistas japonesas de arte contemporáneo más reconocidas a nivel mundial y cuenta además, desde 2017 con un museo que lleva su nombre. En las instalaciones de este espacio se pueden observar numerosas obras de la artista así como su trayectoria, desde sus inicios hasta la actualidad, y conocer más detalles de su trayectoria. El museo acoge dos exposiciones cada año, así como conferencias y eventos que permiten dar a conocer la pasión de Kusama por el arte contemporáneo.

La obra de Kusama ha estado presente en muchos de los principales museos, Bienales y Trienales de todo el mundo. En sus creaciones se caracteriza por la repetición, el color y la multiplicación de motivos individuales, con representaciones más habituales del arte pop, pero especialmente se define por la transformación de la pintura en un elemento que impregna el espacio.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs