Famosos

Exclusiva | Habla Vanessa Martín, la ex de Pepe Navarro que le ganó el juicio por malos tratos: “Mi voz no la va a apagar por miedo, ya lo ha hecho durante veinte años”

La madrileña ha hablado largo y tendido con ‘La Razón’ de todo el calvario que vivió al lado del comunicador. Hará todo lo necesario para que se haga justicia mediática.

Vanessa Martín y Pepe Navarro
Vanessa Martín y Pepe Navarro FOTO: Instagram

La polémica entrevista de Pepe Navarro en ‘Sábado Deluxe’ ha acaparado la gran mayoría de los contenidos de la prensa del corazón en estos últimos días. Más allá de las informaciones sobre Alejandro Reyes y si es o no el hijo del comunicador y de sus diferencias con Ivonne Reyes, el nombre de Vanessa Martín es uno de los que más relevancia ha cobrado en esta mediática historia.

Pepe Navarro en su entrevista más polémica en 'Sábado Deluxe'
Pepe Navarro en su entrevista más polémica en 'Sábado Deluxe' FOTO: Mediaset

Vanessa mantuvo una relación de casi tres años con Pepe Navarro, justo después de que este terminase su relación con la venezolana. A finales del año 2001, la joven madrileña se enfrentó al episodio más duro de su vida y denunció por “agresión y amenazas” al periodista. La Justicia le dio la razón a ella.

Un duro episodio que la protagonista había dejado atrás pero que el pasado sábado volvía a ver la luz pública por boca de Paloma García-Pelayo. La periodista le preguntó a Pepe Navarro si había vivido episodios con mujeres que habían llegado a los tribunales. Él, quitándole hierro al asunto, confesó que “nunca había pegado a una mujer” y que “esa sentencia era falsa”.

‘La Razón’ se ha puesto en contacto con la protagonista de este asunto, la propia Vanessa Martín. Durante más de una hora de conversación, ha asegurado estar atravesando “unos días complicados, sin salir de casa y agotada psicológicamente”. Desbordada por toda la relevancia y la repercusión que han tenido las desacertadas palabras del que fuese presentador, asegura lo siguiente: “Mi voz no la va a apagar por miedo porque ya la ha apagado durante casi veinte años”.

Vanessa Martín, ex de Pepe Navarro
Vanessa Martín, ex de Pepe Navarro FOTO: Instagram

Aunque los traumáticos hechos que les vincularon a ambos tuvieron lugar hace casi dos décadas, Vanessa ha seguido acudiendo a terapia y ha necesitado medicación para intentar pasar página sobre lo que ella considera “lo peor que le ha pasado en su vida”. La madrileña no entiende como Pepe Navarro puede referirse a ella de esa forma tan fría y despectiva después de la realidad judicial que la respalda. Es por eso que está considerando la posibilidad de hablar públicamente para que su voz sirva de altavoz para todas las mujeres: “Ahora mismo estoy desubicada y me he puesto en manos de un abogado. Yo quiero hablar pero no se cuál va a ser el momento perfecto, porque cuando alguien ha estado callada tanto tiempo tiene mucha necesidad de desahogarse. Tengo demasiada información y se han dicho barbaridades que no son ciertas. Ahora quiero calmarme y pensar con frialdad”, desliza.

En el caso de sentarse a corto plazo en un plató de televisión, desde donde ya la han tanteado, utilizaría esos ingresos para “pagar abogados y para donar a una asociación de mujeres maltratadas”. Un gesto que dice mucho de una mujer que solo quiere y desea que se haga justicia para seguir con su vida sin pensar en el tormento que esta historia le ha causado: “Se hizo justicia legal en 2002 pero no mediática, porque yo ahora tengo que aguantar las aberraciones que él dice sobre mi persona sin poder hablar. Para mi hay otra justicia, como muchas mujeres que pasan calamidades y que no tienen medios suficientes, y las entiendo porque yo en su momento me sentí muy desprotegida”, asegura a este periódico.

Respecto a su relación con Ivonne Reyes, ha querido aclarar lo siguiente: “No soy íntima de Ivonne. El primer contacto que tengo con ella es hace dos años porque ella me llama. Empaticé con ella porque cada una en su estilo habíamos sufrido muchísimo, y existe un paralelismo tremendo entre las dos historias. Quedé con ella, vino a mi casa a cenar y pues la cogí cariño porque por lo que ha vivido en esa relación ha sufrido mucho”, concluye.