¿Qué votan los rusos en el referéndum constitucional?

La reforma diseña una Carta Magna a la medida de Putin, que se perpetuará en el poder hasta 2036

Rusia celebrará un referéndum el 1 de julio que podría llevar al presidente Vladimir Putin al poder hasta el 2036. Aunque este miércoles es la fecha oficial, muchos colegios electorales comenzaron antes a abrir sus puertas para espaciar el voto y evitar aglomeraciones en medio de un alto índice de contagios por el covid-19 en el país.

La votación pregunta a los ciudadanos si aceptan o no los cambios en la Constitución que permitirán a Putin presentarse a otros dos mandatos presidenciales. Las enmiendas propuestas a la Constitución de 1993 se revelaron en enero y fueron respaldados por el Parlamento ruso, la Duma Estatal, en marzo.

¿Qué cambian las enmiendas constitucionales ?

Se han propuesto alrededor de 200 enmiendas a la Constitución, aunque, según recuerdan los expertos, Putin tradicionalmente se ha opuesto a este tipo de cambios..

“La magnitud de la reforma fue absolutamente sorprendente”, sostiene Nikolay Petrov, investigador principal del Programa de Rusia y Eurasia en Chatham House en Londres.

Muchas de las reformas implican la transformación "del sistema político de manera que la posición de Putin sea lo suficientemente cómoda como para que no se le oponga ninguna otra institución fuerte", añadió Petrov.

El cambio más importante permitiría a Putin, y solo a Putin, presentarse a dos mandatos de seis años suplementarios cuando termine su segundo mandato presidencial en 2024. Restablece los términos para Putin, pero no se aplicaría a los futuros presidentes.

El presidente, de 67 años, está en pleno segundo mandato tras su elección en 2012. Anteriormente fue presidente de Rusia desde 2000 a 2008, cuando intercambió puestos con Dimitri Medvédev, en una operación considerada como una maniobra para poder volver a presentarse. Con la reforma, no necesitaría maniobras.

Antes de la elección de 2012 se modificó la Constitución para aumentar el mandato presidencial de cuatro a seis años.

Los otros cambios de la Constitución incluyen medidas para respetar el patrimonio del país y la iglesia ortodoxa, así como para fortalecer al Kremlin frente a las autoridades locales y municipales.

Uno de la enmiendas también define el matrimonio como la unión entre un hombre y una mujer en la Constitución, por lo que se introduciría la prohibición formal -y constitucional- del matrimonio entre personas del mismo sexo.

También incluye mejoras sociales como garantizar que el salario mínimo no caiga por debajo del coste de la vida y asegurarse que las pensiones aumenten con el tiempo.

¿Por qué Putin pide un referéndum para reformas ya aprobadas por el Parlamento?

“Por supuesto, es solo un referéndum simbólico, y como el sistema electoral ruso es conocido por sus fraudes generalizados, el resultado se conoce de antemano, piense lo que piense la ciudadanía”, dijo Sergey Radchenko, historiador de la Guerra Fría y director de la Facultad de Derecho y Política de la Universidad de Cardiff.

La Duma Estatal de Rusia aprobó los cambios en la Constitución en marzo, pero aprobó una ley que decía que necesitaban “apoyo popular”.

"La importancia del referéndum es que proporciona un barniz de legitimidad para el cambio constitucional que 'restablezca' el término presidencial de Putin, permitiéndole postularse nuevamente en 2024", dijo Radchenko de la Universidad de Cardiff.

“A diferencia del zar, que reclamó el mandato de Dios para gobernar toda Rusia, Putin todavía se percibe a sí mismo como un ‘demócrata’, por lo que quiere tener un mecanismo legal para legitimar la continuación de su Gobierno”, dijo Radchenko.

Algunos expertos creen que Putin ha decidido seguir adelante con la votación a pesar del alto riesgo sanitario por la caída de los índices de aprobación en medio de la crisis del coronavirus. A mediados de marzo, Putin gozaba de un amplio apoyo entre los rusos que comienza a resquebrajarse.

Rusia es el tercer país más afectado del mundo con más de 500.000 casos de la covid-19 y más de 7.000 muertes.

Según el Centro Levada de Moscú, el índice de aprobación de Putin está actualmente en torno al 59%, por debajo del 69% de febrero, antes de que los casos de coronavirus aumentaran significativamente en Rusia.

¿Es un voto democrático?

Como muchas elecciones durante la pandemia de coronavirus, el referéndum se realiza en circunstancias particulares. Algunos colegios electorales se instalarán al aire libre y es probable que haya máscaras y bolígrafos disponibles.

También existe la opción de votar en casa con distanciamiento entre los trabajadores de la comisión electoral y los votantes, explicó Petrov. Además se ha adelantado la apertura de algunos colegios para que los votantes tengan varios días.

Pero a pesar de que un referéndum es tradicionalmente un mecanismo de democracia directa, los expertos dicen que esta votación tiene un resultado predeterminado.

"La votación está diseñada de manera que se evite la más mínima amenaza", dijo Petrov. "Creo que es muy típico de los regímenes populistas intentar mostrar que todo es por la voluntad de los ciudadanos y por eso ha organizado esta votación popular, violando al mismo tiempo los mecanismos e instituciones democráticas".

"Las irregularidades generalizadas en las elecciones anteriores sugieren que cuando las autoridades se enfrentan a una derrota total, recurrirán a la manipulación y al relleno de las urnas para conseguir el resultado deseado", dijo Radchenko.

Pero otros sostienen que Putin sigue siendo popular por encima del 50% en Rusia y que muchas de las enmiendas constitucionales, especialmente las que mejorarán el poder adquisitivo, lógicamente, son populares.