El infierno de un joven con autismo que ayudó a una amiga y acabó secuestrado y violado por cinco personas

Ingresó en el hospital con varias costillas rotas y quemaduras por todo el cuerpo

Un joven francés de 22 años con autismo ha vivido un infierno este verano hasta que el 10 de septiembre fue rescatado y llevado a urgencias, gravemente herido, con costillas rotas y quemaduras por todo el cuerpo. Todo comenzó, cuenta France 3 Nouvelle-Aquitaine, con la llamada de una amiga de la infancia que pedía ayuda. La acogió en su casa junto a su acompañante. Empezaron robándole dinero y continuaron con los golpes. Se sumaron tres hombres más, todos ellos jóvenes marginales, y entre los cinco le secuestraron en un piso ubicado cerca de la estación de Burdeos.

El joven, en régimen asistido vivió semanas de torturas y golpes, hasta que su tutor, preocupado ante la ausencia de noticias, dio la voz de alarma.

Hay cinco personas imputadas y en prisión preventiva por secuestro con actos de tortura y barbarie en grupo, violación con actos de tortura y extorsión con actos de tortura.