“Víctima colateral”: una joven de 17 años muere accidentalmente tras un tiroteo entre bandas en Marsella

La adolescente falleció al recibir tres disparos en la cabeza, en un episodio que la policía ve como una reanudación del narcotráfico en la ciudad francesa

Un hombre de 21 años fue herido en el hombro y era conocido por la policía por violencia y tráfico de drogas en Marsella
Un hombre de 21 años fue herido en el hombro y era conocido por la policía por violencia y tráfico de drogas en MarsellaLa RazónLa Razón

Una joven de 17 años murió accidentalmente por un tiroteo que se produjo la noche del jueves en Septèmes-les-Vallons, una localidad cercana a Marsella, en el sur de Francia, cuando se encontraba dentro de un coche en el que iban dos personas más, un hombre y una mujer de unos veinte años, que sobrevivieron. La adolescente falleció al recibir tres disparos en la cabeza, según revelaron fuentes policiales a medios locales.

Al parecer, dos hombres armados con Kaláshnikov y escopeta recortada dispararon contra el vehículo que estaba estacionado en la calle poco después de la medianoche del jueves. La joven, que no era conocida por la policía, se encontraba en la parte trasera del automóvil y es considerada una “víctima colateral” de un ajuste de cuentas entre bandas, dijeron fuentes policiales al diario regional La Provence.

Se cree que el objetivo de los pistoleros era el copiloto, un hombre de 21 años que fue herido en el hombro y era conocido por la policía por violencia y tráfico de drogas, según BFM TV. Al volante iba una mujer de 23 años, sin antecedentes, que salió ilesa del ataque.

Se trata de la sexta víctima por arma de fuego en la región de Marsella en dos semanas. Desde principios de año, se han registrado 14 muertes por arma de fuego en las ciudades de Marsella y sus suburbios, incluidas seis en ajuste de cuentas, según las últimas cifras de la policía judicial.