El secretario de Estado de EE UU llama a Albares para reforzar la coordinación en la compleja evacuación de Afganistán

El presidente Biden sigue sin conversar con Pedro Sánchez, que hoy interrumpe sus vacaciones tras el aluvión de críticas recibidas por su silencio sobre el conflicto afgano

El secretario del Estado de EE UU Antony Blinken ha conversado con hoy con el ministro de Exteriores español para discutir la situación en Afganistán
El secretario del Estado de EE UU Antony Blinken ha conversado con hoy con el ministro de Exteriores español para discutir la situación en Afganistán FOTO: Brendan Smialowski AP

El Departamento de Estado de Estados Unidos ha informado que el jefe de la diplomacia norteamericana, Antony J. Blinken conversó ayer con el ministro de Asuntos Exteriores, José Manuel Albares, para reforzar la coordinación entre los aliados y socios en Afganistán. Los dos ministros discutieron sobre las operaciones de evacuación que se están llevando a cabo desde el aeropuerto internacional de Kabul, no sin dificultades. Los talibanes tomaron el control de Kabul, y por tanto del país, el pasado domingo. El aeropuerto, sin embargo, permanece bajo la dirección de las tropas norteamericanas hasta que se termine la operación salida.

Biden quería poner fin a la retirada norteamericana de Afganistán el próximo 31 de agosto pero ya ha admitido que probablemente las tropas deban permanecer más tiempo hasta que se complete la evacuación de todos los ciudadanos norteamericanos y los afganos vulnerables por haber colaborado con ellos durante estas dos últimas décadas. Los aliados han verbalizado las primeras críticas a Estados Unidos por el diseño de su estrategia de salida que ha terminado en un desastre colosal.

Blinken y Albares conversaron sobre las vías para promover la seguridad de todos los afganos y de los ciudadanos internacionales. Discutieron sobre cuál era la mejor manera de trabajar conjuntamente por los derechos humanos y de las mujeres en Afganistán.

Albares informó ayer en su cuenta de Twitter de que ha mantenido esta conversación poco después de conocerse que un nuevo avión militar A400M ha partido en la tarde de este jueves de la base aérea de Zaragoza rumbo a Dubái.

Con este aparato ya son cuatro los aviones que han participado en el dispositivo, después de que la pasada madrugada aterrizara en la base aérea de Torrejón (Madrid) un primer avión con algo más de medio centenar de evacuados, en su mayoría afganos.

Los recién llegados se encuentran por el momento en la base área de Torrejón, donde se ha instalado un campamento con capacidad para 800 personas, antes del traslado de los evacuados a otros países de la Unión Europea.

Por el momento sólo una docena de estas personas ha pedido protección internacional en España