Sociedad

Este es el nuevo síntoma de la variante ómicron de coronavirus y que puedes detectar fácilmente

Varios países de Europa están notificando cifras récord de covid-19 por esta nueva cepa, que ha obligado a las autoridades sanitarias a implantar cuarentenas, toques de queda o confinamiento

Los síntomas más frecuentes de Ómicron no son muy diferentes a los de Delta, como nariz congestionada, estornudos o dolor de cabeza
Los síntomas más frecuentes de Ómicron no son muy diferentes a los de Delta, como nariz congestionada, estornudos o dolor de cabeza FOTO: Dreamstime La Razón

La nueva variante de coronavirus, Ómicron, está circulando ya por más de 100 países. Desde su aparición, los casos positivos en covid-19 se han incrementado notablemente en Europa, llegando a cifras no antes detectadas a lo largo de toda la pandemia. España, Reino Unido o Francia, entre otros, han notificado varios días más de 100.000 contagios en solo 24 horas, mientras la cepa no para de expandirse a nivel mundial, lo que ha obligado a las distintas autoridades a tomar las medidas y restricciones pertinentes, como la vuelta a los confinamientos, el control de aforos en lugares públicos e incluso los toques de queda o cierres de la hostelería y ocio nocturno.

Esto se debe, principalmente, a una característica que posee la nueva variante de coronavirus, la cual es su rápida propagación y la facilidad de contagio, incluso más que la variante Delta. Desde su aparición, los especialistas han destacado que algunos indicios de Ómicron son los mismos o muy similares a los ya conocidos como es la tos seca, el dolor de cabeza o la fiebre. Pero también presenta otros síntomas.

Este miércoles, Grecia registró un nuevo récord de contagios, con un total de 28.828 casos, 7.000 más que ayer. Portugal registró también este miércoles récord de contagios al alcanzar los 26.867 nuevos casos de covid en las últimas 24 horas, 10.000 más que los anunciados el martes, cuando también se batió otro récord al superar los 17.000. Y Dinamarca registró hoy un récord de contagios de coronavirus, con 23.228 en las últimas 24 horas, impulsado por la variante ómicron, que ya supone un 80 % de los nuevos casos.

Son solo ejemplos de varios países que están de nuevo inmersos en una nueva ola de contagios y temen que los hospitales se vuelvan a colapsar como ocurrió en subidas de casos positivos anteriores. Otros países que no registraron anteriormente, lo empiezan a hacer, como Bosnia-Herzegovina, que ha detectado sus diez primeros casos de infecciones con la variante ómicron del coronavirus, según informó hoy el Centro Clínico de la Universidad de Sarajevo.

El estudio de síntomas ZOE Covid explicó que la pérdida de apetito aparece como un síntoma particular, después de que los científicos analizaran los datos de los síntomas de los casos positivos registrados en la investigación y los compararan con los de principios de octubre, hace casi tres meses, cuando Delta era la predominante en el mundo. Y los pacientes explicaron que no solo tenían falta de apetito, sino también una especie de “niebla mental” o confusión mental al tener el virus, es decir, continuos desvaríos e imaginación sobre cosas no reales, según explica The Mirror.

Los síntomas más frecuentes de Ómicron no son muy diferentes a los de Delta, los cuales son: nariz que gotea o congestionada, dolor de garganta, dolor de cabeza, fatiga y estornudos, lo que hace confundirlo con una gripe o resfriado. Ómicron también incluye tos seca, dolores corporales y sudores nocturnos.

Esperanza

El año 2022 puede marcar “el fin de la etapa aguda de la pandemia”, destacó hoy el director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus, quien a pesar de ello pidió que continúe la prevención ante la “doble amenaza de las variantes delta y ómicron”.

El director de la OMS para Emergencias Sanitarias, Mike Ryan, añadió que el periodo de incubación del COVID (desde el contagio al desarrollo de los primeros síntomas) suele rondar entre cinco y siete días, aunque algunos estudios preliminares sugieren que en el caso de la variante ómicron podría ser menor.

“Confiemos en que ese sea el final, pero ciertamente aún no estamos allí y quedan aún obstáculos que esperamos superar logrando igualdad en el reparto de vacunas”, afirmó el experto irlandés.