MENÚ
sábado 15 diciembre 2018
05:31
Actualizado

Satisfacción en la Ribera del Duero por una vendimia de «cantidad y calidad»

Bodegueros y viticultores, esperan que esto amortigüe el daño y la crisis sufrida el pasado año

  • Trabajadores de la bodega Dominio de Pingus
    Trabajadores de la bodega Dominio de Pingus / Dos Santos
Burgos.

Tiempo de lectura 2 min.

12 de octubre de 2018. 21:15h

Comentada
F. García.  Burgos. 13/10/2018

Cuando nos encontramos en pleno ecuador de la vendimia de este año en la Ribera del Duero, viticultores y bodegueros se muestran optimistas con la recogida de la uva de este otoño, tanto en cantidad como en calidad. «Habrá uva suficiente para cubrir la demanda del mercado», señala a Efe Iker Ugarte, de la Asociación de Bodegas Empresariales de la Ribera del Duero.

Algunos como José Nuño Gutiérrez, presidente de la Asociación de Enólogos de la Ribera (Enoduero), se atreven a aventurar que la campaña de este año superará los 105 millones de kilos de fruta -ya se han recogido 55-, lo que supondría el doble de lo recolectado en la temporada anterior, lo que supone un gran alivio para el sector que podrá volver a llenar sus bodegas y hacer frente al revés que supuso la vendimia de 2017, una de las más escasas en esta zona vitivinícola, azotada el pasado ejercicio por la climatología adversa en forma de heladas y sequía.

Los viticultores no tenían uva para vender y los bodegueros no pudieron llenar, lo cual supuso un inevitable desabastecimiento del mercado.

Desde el Consejo Regulador, además, son optimistas con la calidad de la fruta. «Las bayas vienen más grandes por la abundante pluviometría de la pasada primavera y la uva está perfectamente sana y el color es potente y se extrae con facilidad”, añade el director técnico, Agustín Alonso, quien prevé una cosecha normal que, al menos, amortiguará el daño y la crisis que sufrimos el año pasado, aunque considera que para recuperar existencias y volver a tener volúmenes aceptables de crianza y reserva debería haber otras tres o cuatro cosechas con similares condiciones .

Riqueza y empleo

La vendimia en la Ribera del Duero es sinónimo de riqueza y empleo para las zonas de Valladolid, Burgos, Segovia y Soria que forman parte de esta Denominación de Origen. Se estima en unas cinco mil las personas que se contratan estos días para la campaña de recogida de la uva. Entre ellas, más de 230 veedores han sido contratados por el Consejo Regulador este año para controlar la entrada de uva en las bodegas. Además el Consejo Regulador realiza aforos de producción en viñedo, vigila la procedencia de la uva, el transporte en vehículos pesados (deben ser pequeños), los registros de viñedo y el grado alcohólico.

Últimas noticias