El whisky de Aston Martin es un auténtico lujo bebible no apto para el bolsillo de todos

Aston Martin y el exclusivo productor escocés Bowmore Islay Single Malt han presentado al mundo un whisky que se convertirá en historia: Black Bowmore DB5 1964. Un codiciado trago del que solo se podrán comprar 25 botellas a 55.000 euros cada una.

Al verdadero fanático de Aston Martin, le encantaría poseer todo lo relacionado con esta casa del motor. Pero seguro que no se espera poder beber un whisky con el sello de la firma. Bien, pues el verdadero fanático está de enhorabuena.

Aston Martin y el exclusivo productor escocés Bowmore Islay Single Malt han presentado al mundo un whisky que se convertirá en historia: Black Bowmore DB5 1964. Un codiciado trago del que solo se podrán comprar 25 botellas a 55.000 euros cada una. Esto sí que es un auténtico lujo bebible.

Destinado especialmente a coleccionistas, este whisky posee todo un legado. “1964 representa una fecha significativa en la historia moderna de la destilería. No sólo un momento clave en la forma en que destilamos nuestro espíritu, sino que, tal vez, sea más significativo, ya que este mismo espíritu fue el que creó el Black Bowmore”, afirma David Turner, gerente de la destilería en Bowmore.

A través de una deliciosa casualidad, para Aston Martin, ese también es un año muy relevante, ya que nació su coche más icónico. El Aston Martin DB5, o como algunos le conocen “el coche más famoso del mundo”.

«Creo que el carácter esencial de DB5 y su capacidad de funcionar perfectamente en todas las condiciones, es lo que hace que este coche sea tan intensamente satisfactorio de poseer», contó Sir David Brown, el que fuera el propietario del Aston Martin Lagonda.

La botella del whisky debía contar con la elevada calidad y el auténtico prestigio de este icono de la carretera. Y así ha sido. La botella del Black Bowmore DB5 está hecha a mano por Glasstorm, un estudio de vidrio contemporáneo a medida, ubicado en el noreste de Escocia. Cada botella se confecciona gracias al trabajo de un grupo de artesanos durante una semana entera.

Eso sí, por supuesto si lo bebes, no conduzcas tu Aston Martin ni ningún otro coche. Los mensajes de Drink Smart® estarán presentes en todas las activaciones de la colaboración.