Brutal agresión en el Metro de Madrid a un hombre que pidió a otro que se pusiera la mascarilla

Algunas versiones apuntan a que fue golpeado con un móvil, mientras que otras sostienen que utilizó un objeto punzante. “Gilipollas, ojalá te mueras”, le gritó el agresor a su víctima

Agresión en el Metro de Madrid
Agresión en el Metro de MadridTwitterTwitter

El Metro de Madrid fue testigo el jueves de una brutal agresión cuando un hombre recriminó a otro usuario del suburbano que, tal y como es obligatorio en recintos cerrados, se pusiera la mascarilla. Circunstancia que motivó una discusión que terminó en una violenta agresión, tal y como queda demostrado en el vídeo que circula a través de las redes sociales y en el que puede verse la escena, aunque no de forma completa ya que no se aprecia el origen de la discusión

En concreto, el vídeo arranca con varias personas que se arremolinan en la zona central de un vagó del suburbano, queriéndose apartar de la zona de conflicto. Es en ese momento cuando el agresor, el único de la escena que permanece sin mascarilla, se dirige hacia un joven y le golpea en la cara de forma muy violenta. El impacto es seco, las gafas de sol del agredido salen disparadas y él tiene que agacharse y sostenerse en un asiento del Metro para no caerse al suelo. La escena termina con el agresor abandonando el vagón en actitud desafiante hacia el resto de usuarios y, de manera muy especial, hacia la persona que aún permanecía en el suelo conmocionado por el impacto. A él precisamente le dedica el agresor sus últimas palabras antes de salir del tren: “Gilipollas, ojalá te mueras”.

No hay coincidencia entre los testigos a la hora de determinar el objeto con el que fue agredida esta personas. Algunas voces, a través de las redes sociales apuntan a que podría tratarse de un objeto punzante. Mientras tanto, otra versión habla de que fue golpeado por el agresor con el canto de un móvil. Sea como fuere, el agredido tuvo que ser trasladado a un centro hospitalario.

El vídeo no tiene la calidad suficiente como para mostrar de una manera nítida el rostro del agresor. Sin embargo, la Policía y varios usuarios de Twitter han pedido ayuda a través de las redes con el objetivo de intentar identificar a este persona. De esta forma, podría ser detenido por esta brutal agresión. En las redes sociales se han multiplicado los comentarios que reclaman una pronta detención del agresor y lamentan que escenas así se produzcan, más si cabe cuando el origen -la petición de que se pusiera la mascarilla- no fue más que el recordatorio de la necesidad de cumplir una medida sanitaria para evitar que se produzcan contagios en la red de Metro.