Menos tabaco en el confinamiento

Un estudio de la Consejería de Salud establece que un 4,61 por ciento de las personas fumadoras ha dejado el tabaco y un 7,46 ha reducido su consumo

Durante el confinamiento, un cinco por ciento de los participantes en la encuesta ha podido dejar de fumar
Durante el confinamiento, un cinco por ciento de los participantes en la encuesta ha podido dejar de fumar

Durante el confinamiento por la crisis sanitaria, un 4,61 por ciento de los fumadores han dejado el tabaco y un 7,46 han reducido su consumo. Así lo establece un estudio realizado por profesionales de Salud Pública de la Consejería de Salud, a través de una encuesta en la que han participado 754 residentes en la Región de Murcia y que se ha realizado durante el mes de mayo.

Por otro lado, se ha observado un incremento en la percepción del riesgo de fumar. La población en general conoce los riesgos del tabaco respecto a la covid-19,un 82,09 por ciento, y aquellos que han intentado dejarlo son más conscientes de estos riesgos, elevándose la cifra hasta el 87,76.

Esta percepción de riesgo sobre el perjuicio del consumo de tabaco en esta enfermedad puede haber contribuido a reducir el consumo, según los datos de la encuesta en la que se establece que durante el confinamiento, la población fumadora ha hecho intentos de dejar el tabaco, y en torno a un cinco por ciento de participantes ha conseguido hacerlo y un siete ha reducido el consumo.

También se ha reducido la exposición al humo ambiental de tabaco en el hogar. Un 69 por ciento de la población no fumadora que antes del confinamiento se encontraba expuesta al humo indica que durante este periodo no lo ha estado.

El estudio ha sido coordinado por el Ministerio de Sanidad, en las comunidades de la Región de Murcia y La Rioja y el Comité Nacional para la Prevención del Tabaquismo, con el objetivo de estimar el consumo de tabaco y otros productos relacionados durante el confinamiento por la pandemia por la covid-19 y de valorar posibles cambios en el consumo y la exposición al humo ambiental de tabaco. El informe detallado, con los resultados de la Región de Murcia, se encuentra disponible en www.murciasalud.es/informetabaco2020.

El tabaco es un factor de riesgo

Según datos de la Encuesta sobre el uso de drogas en enseñanzas secundarias (ESTUDES), realizada por la Consejería de Salud entre los años 2018 y 2019 a 2.240 estudiantes de entre 14 a 18 años, el consumo diario de tabaco en los últimos 30 días se ha incrementado, pasando del 6,8 por ciento de 2016 al 7,7 de 2018. Este consumo es inferior al detectado a en el ámbito nacional, que se sitúa en el 9,8 por ciento.

En la Región, la prevalencia de los cigarrillos electrónicos es ligeramente inferior a la registrada en el conjunto nacional. Así, en la Comunidad el 45,2 por ciento de los alumnos de 14 a 18 años ha fumado alguna vez en su vida con este tipo de dispositivos, proporción que en España se sitúa en el 48,4.

Por otra parte, según la última Encuesta sobre alcohol y otras drogas en España, EDADES, en 2017, el 34 por ciento de la población de la Región de Murcia de entre 15 y 64 años fumaron tabaco a diario durante el último mes, al igual que en el conjunto nacional.

El tabaquismo es el principal factor de riesgo evitable de cáncer y el que provoca más muertes por esta causa. El tabaco está directamente relacionado con el 90 por ciento de los casos de cáncer de pulmón y con la mitad de los de vejiga, además de boca, labios, lengua, laringe y faringe, estómago, esófago, páncreas, riñón, útero, colon y de recto, hígado, mama, ovario y ciertas formas de leucemia. Además, es un importante factor de riesgo de enfermedades cardiovasculares y enfermedades respiratorias, tanto por su consumo como por la exposición a su humo.

Recientes estudios han mostrado que el tabaco puede ser un factor de riesgo añadido en la infección por covid-19, empeorando el curso y el pronóstico de la enfermedad.