MENÚ
viernes 16 noviembre 2018
13:35
Actualizado

Predicar y dar trigo

Fue un día emocionante, radiante: para quienes tuvimos el don de estar allí fue inolvidable, una verdadera gracia del cielo: estar allí, precisamente con el Papa y, con el Papa, con aquellas gentes tan cercanas a pesar de la distancia y del desconocimiento que de ellas se tiene y del olvido por parte de nuestro mundo

Tiempo de lectura 5 min.

30 de enero de 2018. 22:29h

Comentada
Antonio Cañizares 30/1/2018
El Papa, en Puerto Maldonado, donde se reunía con la Amazonía, se le veía especialmente feliz y responsable, unido por completo a aquellas gentes indígenas, a aquellos pueblos, a aquellas tierras, que no son «tierra de nadie», sino de María que los protege como Madre que es. Fue un día emocionante, radiante: para quienes tuvimos el don de estar allí fue inolvidable, una verdadera gracia del cielo:...

Últimas noticias