«La cultura de la gordofobia y de la dieta son dos problemas que enferman y matan»

Entrevista a Julia Jiménez, dietista-nutricionista y autora del libro «Otra nutrición es posible»

Julia Jiménez, autora del libro "Otra nutrición es posible"
Julia Jiménez, autora del libro "Otra nutrición es posible"ArchivoArchivo

-Después de más de un año de convivencia con la Covid-19, ¿cree que la pandemia nos ha enseñado a comer mejor o por el contrario ha servido para afianzar nuestros malos hábitos en alimentación?

-Diría que la pandemia nos ha dado más tiempo libre, lo que implica más oportunidades para cocinar, pero no por ello necesariamente de manera más sana. Para alimentarnos de forma saludable hacen falta una serie de conocimientos que no todo el mundo posee; además, debemos tener en cuenta que la pandemia ha sido un evento traumático colectivo que ha afectado negativamente a nuestros niveles de estrés y ansiedad, y eso no siempre es positivo para la toma de elecciones alimentarias conscientes.

-Al menos... ¿esta crisis nos ha concienciado más sobre la importancia de comer bien para estar sanos?

-Personalmente considero que la pandemia nos ha hecho preocuparnos más de la salud a todos los niveles, quizás sobre todo la que tiene que ver con el sistema inmune y con la salud mental; y eso por supuesto está relacionado también con la alimentación y con la práctica de actividad física.

-¿Qué es lo más dañino que hacemos a nuestro cuerpo por culpa de una mala nutrición?

-Diría que lo más dañino, a diferencia de lo que la mayoría piensa, no es un aumento de peso (ganancia de masa grasa), sino un daño metabólico en el organismo. Por ejemplo, a día de hoy sabemos que enfermedades como la diabetes, la hipertensión, las patologías cardiovasculares y las relacionadas con el sistema digestivo, como la anemia y algunos tipos de cáncer e infecciones, pueden ser consecuencia de una alimentación poco saludable.

-Ahora que empieza el verano y que entran las prisas por perder los kilos de más del confinamiento... ¿hacer dieta es un peligro para nuestra salud?

-Puede serlo, sin duda, sobre todo cuando no es realizada con un profesional de la nutrición cualificado y con un enfoque integrativo u holístico, sino siguiendo modas de revistas o centros de alimentos sustitutivos. Resulta peligroso para la salud, no solo a nivel fisiológico, sino sobre todo a nivel mental. La cultura de la dieta y la gordofobia son dos problemas importantes que enferman y matan, y debemos tratarlos como tal.

-¿Se puede estar delgado y no tener una buena salud?

-Por supuesto, pues nuestro cuerpo no aporta ninguna información de nuestra salud, ni mental ni fisiológica.

-Ha publicado el libro «Otra nutrición es posible. Disfruta de una alimentación consciente, integral y natural». ¿Cómo podemos ponerlo en práctica?

-Sin duda el primer paso es abandonar la mentalidad de dieta y empezar a cambiar la forma en que comemos desde los hábitos, como una forma de amor propio, y no como un medio para adelgazar por temporadas. Lo mejor será acudir a un nutricionista integrativo con un enfoque de salud holística, y considero que mi último libro puede ser un gran aliado para iniciase en este cambio de mentalidad.