Coronavirus

Coronavirus: ¿Debemos evitar el uso de lentillas?

Un estudio advierte de que el material de la lente permite que el virus sobreviva con capacidad de infección durante cinco días. Si necesitas llevarlas, esto es lo que debes hacer

Las lentes de contacto aumentan el riesgo de contagio por coronavirus
Las lentes de contacto aumentan el riesgo de contagio por coronavirus

La pandemia de Coronavirus ha provocado que todos los especialistas sanitarios estén alerta ante cualquier posibilidad de contagio y esta vez esa alerta llega al uso de lentillas.

El contacto del coronavirus con los ojos es una de las vías de contagio que lógicamente ya está descrita por la OMS pero ahora los oftalmólogos van más allá y avisan de “el material de la lente permite que el virus sobreviva durante cinco días y que el contacto con los ojos es una puerta de entrada privilegiada para contraer la infección”.

La Sociedad Oftalmológica de Italia ya hizo público un comunicado en el que recomienda que, debido a la crisis sanitaria causada por el coronavirus, aquellas personas que usan lentillas, utilicen todo el tiempo posible sus gafas.

Esta recomendación se produce tras un estudio publicado en la revista Journal of Hospital Infection que pone de manifiesto que el virus es capaz de sobrevivir, con capacidad de infección, hasta cinco días en el caucho de silicona, material empleado en la fabricación de muchas lentillas por lo que los ojos pueden convertirse en estos casos en la puerta de entrada a nuestro organismo del COVID-19.

Además, es obvio que la aplicación de lentes de contacto con las manos implica una manipulación inevitable que podría aumentar el riesgo de trasmisión del virus.

Por este motivo, los expertos recomiendan que "aquellos que tengan la posibilidad de corregir su defecto visual con unas gafas, deberían hacerlo de inmediato” u optar por otra solución como las lentes de contacto de un solo uso.

Si aún así optas por seguir llevando tus lentillas te damos seis claves para extremar la higiene y que su uso sea seguro.

6 consejos de higiene para usuarios de lentillas

  1. Limpia y desinfecta la zona donde te pones y quitas las lentillas, y asegúrate de que la superficie está seca. Intenta hacerlo frente a un espejo que no este justo sobre el lavabo, para minimizar el riesgo de que se te caiga la lente de contacto y se infecte con microorganismos.
  2. Lávate bien las manos con jabón antibacterial. Sécate con toallitas de papel y tíralas de inmediato.
  3. Pásate a las lentillas diarias desechables, son más higiénicas y reducen el riesgo de transmisión.
  4. Limita el contacto con el ojo asegurándote de antemano si la lentillas están en la posición correcta antes de ponértelas. Si durante este proceso tocas un bote de líquido o cualquier otro objeto, asegúrate de lavarte las manos de nuevo antes de seguir.
  5. Nunca compartas tus lentillas o portalentillas con nadie, incluso si no notas ningún síntoma. Ya sabemos que el coronavirus se transmite incluso antes de que aparezcan.
  6. Limpia tu portalentillas con líquido una vez lleves puestas las lentillas. Frótalo con la yema del dedo, que actúa como exfoliante eliminando los restos del interior. No utilices ningún otro producto, como jabón, ya que son perjudiciales para los ojos. Recuerda dejar que el estuche se seque de forma natural.