Test «más preciso» para identificar ciertos tipos de tumores

Investigadores del Hospital Vall d´Hebron de Barcelona desarrollan un nuevo biomarcador

El uso de los inhibidores de PARP se ha mostrado eficaz en el tratamiento de los pacientes que sufren ciertos tipos de cáncer de ovario y el de mama, próstata y páncreas
El uso de los inhibidores de PARP se ha mostrado eficaz en el tratamiento de los pacientes que sufren ciertos tipos de cáncer de ovario y el de mama, próstata y páncreas FOTO: VHIO

Científicos del Hospital Vall d’Hebron de Barcelona han desarrollado un nuevo biomarcador, denominado RAD51, más preciso que los actuales para identificar y estratificar ciertos tipos de tumores, como algunos cánceres de ovario, de mama, próstata y páncreas.

El nuevo test está basado en la detección de una proteína implicada en la reparación del ADN, denominada RAD51, de ahí su nombre, informa Efe. Para demostrar su validez clínica, los investigadores iniciarán un ensayo clínico que investigará la eficacia del test para identificar pacientes con cáncer de mama avanzado sensibles a los inhibidores de PARP (enzima que participa en muchos procesos celulares, como la reparación del ADN).

El desarrollo del test, que publica la revista «Cancer Research», lo han liderado Violeta Serra, jefa del Grupo de Terapéutica Experimental del Vall d’Hebron Instituto de Oncología (VHIO), y Judith Balmaña, jefa del Grupo de Genética del Cáncer Hereditario del VHIO. El biomarcador ha demostrado su precisión para predecir la respuesta a los inhibidores de PARP y la quimioterapia basada en el platino.

«En concreto, este trabajo ha servido para demostrar la validez del punto de corte a partir del cual se investigará si los pacientes son sensibles a estos medicamentos», detalló Serra.

Según Serra, el test mejora la predicción de respuesta a los tratamientos empleados actualmente y en concreto, la prueba RAD51 logra predecir la respuesta a los inhibidores de PARP hasta en un 95% de los casos.

Así, «se convierte en una ayuda de gran valor en la toma de decisiones y permite extender la población de pacientes que pueda beneficiarse de estos medicamentos». Los investigadores, a los que se sumará el Idibaps-Hospital Clínic, harán ahora un ensayo para probar el test en cohortes de pacientes con cáncer de mama metastásico.