Las cajas rurales y las organizaciones empresariales de Soria, Cuenca y Teruel mantienen su colaboración en la lucha contra despoblación

Renuevan para los próximos tres años un convenio por el que se comprometen a financiar iniciativas en favor del desarrollo rural

Caja Rural de Soria, Globalcaja (Cuenca) y Caja Rural de Teruel mantienen su compromiso con las organizaciones empresariales de estas provincias y hoy rubricaron en Teruel un convenio por el que se comprometen a financiar una parte de las iniciativas que ayuden a hacer frente a la despoblación durante los próximos tres años, prorrogando de este modo el acuerdo que ya ha estado en marcha.

Gracias a este compromiso, esta entidades bancarias siguen colaborando con las organizaciones de empresarios de las tres provincias con menor densidad de población de España para que prosigan con un trabajo de largo recorrido que está dando sus frutos y que se encuentra en un momento clave para lograr un tratamiento diferenciado por su despoblación como zonas escasamente pobladas del sur de Europa, situándose más cerca de contar con ayudas de estado por su baja densidad de población.

Además, según se destaca desde las propias entidades bancarias y por las asociaciones empresariales, "se ha alcanzado el punto en el que desde hace años se quería estar, con los gobiernos regionales de Castilla-La Mancha, Aragón y Castilla y León, alineados en esta materia y con el objetivo de lograr que las tres provincias tengan un tratamiento diferenciado en el próximo periodo 2021-2027.

En esta línea, sólo los tres territorios, además de Evrytania en Grecia y Lika Senj en Croacia, tienen derecho a este tratamiento diferencial en el sur de Europa por contar con menos de 12,5 habitantes por kilómetro cuadrado, informa Ical.

La firma de convenio tuvo lugar en Teruel y fue suscrito por el presidente de CEOE Teruel, Ángel Muela; el presidente de Caja Rural de Teruel, José Cuevas; el presidente de Globalcaja, Carlos de la Sierra; el presidente de CEOE Cepyme Cuenca, David Peña; el presidente de Caja Rural de Soria, Carlos Martínez, y el presidente de FOES, Santiago Aparicio.

Compromiso

Las organizaciones empresariales, tras la firma del convenio, han querido poner en valor el firme compromiso que las cajas rurales han tenido desde el primer momento en la lucha contra la despoblación.

En este sentido, el presidente de FOES, Santiago Aparicio, destacó que “estamos en un momento clave en el que se va a definir la próxima coyuntura de fondos europeos. En este complejo tema, nadie va a regalar nada a Soria, Cuenca y Teruel por lo que tenemos que ser proactivos o todo seguirá como siempre, y nuestras provincias seguirán siendo invisibles para la Unión Europea.  Por parte de FOES, CEOE-Cepyme Cuenca y CEOE Teruel estamos preparados para posicionar a nuestras provincias en la mejor situación de recepción de dichos fondos y solicitar una compensación por los mayores costes que sufren nuestras empresas y autónomos, y que en la práctica, se traduzca en mayores ayudas por inversión y para hacer frente a los costes laborales”.

Además, Aparició añadió que “las cajas rurales han sido nuestras compañeras de viaje desde el principio, y la renovación de este acuerdo nos ayuda a seguir trabajando por nuestras provincias en los ámbitos europeo, nacional y regional”.

Además, de cara al futuro, las organizaciones empresariales expresaron la voluntad de “seguir luchando por conseguir tratamientos diferentes para nuestras empresas que redunden en el crecimiento económico de Teruel, Cuenca y Soria, y agradecemos muy sinceramente que en esta batalla de largo recorrido podamos contar con el apoyo y respaldo de nuestras entidades bancarias de referencia: Globalcaja, Caja Rural de Soria y Caja Rural de Teruel”.

Por su parte el presidente de Caja Rural de Soria, Carlos Martínez, señaló que este encuentro entre las cajas rurales y la patronal es necesario, y más en el contexto económico en el que nos encontramos. “Nos encontramos en un momento importante, se están definiendo criterios para destinar fondos europeos, esta alianza entre las cajas rurales y las patronales de tres provincias debe dar sus frutos para contribuir a repoblar nuestros territorios y dinamizar nuestras economías locales”.