La mesa de diálogo podría retrasarse a la semana que viene

JxCat está a la espera de que Pedro Sánchez desvele si acude o no para decidir los miembros del partido que estarán en la negociación

La ministra de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, Raquel Sánchez.
La ministra de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, Raquel Sánchez.Marta PérezEFE

El presidente de la Generalitat, Pere Aragonès, anunció el viernes que la reunión de la mesa de diálogo se celebraría entre el jueves y el viernes, pero 72 horas después, la ministra de Transportes, Raquel Sánchez, lo ha desmentido y ha asegurado que se podría retrasar a la semana que viene. La fecha todavía es una incógnita y eso alimenta todavía más la tensión que se está produciendo en los días previos entre el Gobierno y la Generalitat y entre Esquerra y JxCat.

De entrada, Sánchez sigue sin despejar el misterio sobre si estará presente o no a pesar de que ayer se anunciaran los seis ministros que compondrán la delegación del Gobierno. Por agenda, si la mesa se reúne el viernes, el presidente estará en Grecia, pero si se retrasa a la semana que viene, Sánchez también lo tendrá más difícil aún porque se desplaza a Estados Unidos a la Asamblea General de la ONU.

JxCat ha avisado ya que si Sánchez no acude a la mesa de diálogo, Aragonès tampoco tendría que estar por “dignidad institucional”. “Ante este menosprecio a las instituciones, debería de haber una respuesta por parte de la Generalitat”, ha afirmado la portavoz de JxCat, Elsa Artadi, que ha recordado que el presidente del Gobierno ya acudió hace 19 meses a la reunión cuando Quim Torra era presidente y ahora, no.

Los posconvergentes siguen sin desvelar sus miembros y lo supeditan a la presencia de Sánchez y al contenido del orden del día a pesar de que Aragonès mete prisa porque quiere que esté listo para mañana en la reunión del Govern. En este sentido, se contempla que hayan miembros ajenos al Govern, algo que degradaría aún más una mesa de diálogo en la que nunca han confiado. En total, JxCat tiene que nombrar a tres (por parte de Esquerra, estarán Pere Aragonès, Roger Torrent y Laura Vilagrà).

Artadi ha explicado que tampoco tienen previsto incluir la unilateralidad en la mesa de diálogo para evitar que luego se les pueda acusar de que boicotean o se quieren “cargar” este foro de negociación. Ahora bien, sí ha exigido que se empiece a planear qué hacer si fracasa la mesa de diálogo. Artadi también ha criticado que el Gobierno contemple incluir en este espacio de diálogo la ampliación del aeropuerto de El Prat ya que entiende que es un lugar para abordar la crisis política.

Los posconvergentes pretenden que se trate tanto la autodeterminación como la amnistía, aunque el ministro de Cultura, Miquel Iceta, ha advertido también esta misma mañana que se si la reunión se limita a esos dos temas, el encuentro “será breve”.

Congreso

Artadi también ha anunciado que JxCat se abstendrá esta tarde en el Congreso en la prórroga de la suspensión de las reglas fiscales en congreso. La portavoz ha argumentado que lo hace para exigir que en Cataluña se pueda mantener un déficit del 1,1%, que permitiría aumentar el gasto en 1.200 millones de euros con respecto al 0,6%; y, para poder seguir implementando un fondo para urgencias sanitarias.