2021, el año en que el mundo de la cultura volvió a mirar a Luis García Berlanga

El centenario del nacimiento del cineasta supone el inicio de un programa de actos que reivindica la vigencia de su legado

El fotógrafo Jose García Poveda (El Flaco) presenta en el Museo Valenciano de la Ilustración y la Modernidad (MUVIM) la exposición "Berlanga per El Flaco
El fotógrafo Jose García Poveda (El Flaco) presenta en el Museo Valenciano de la Ilustración y la Modernidad (MUVIM) la exposición "Berlanga per El FlacoBiel AliñoEFE

Eterno, inimitable, auténtico y valenciano. La esencia que solo Luis García Berlanga supo describir todavía impregna la sociedad española y en este 2021 lo hará más. Entre sus logros, conseguir su propio adjetivo. La RAE ya reconoce berlanguiano para describir aquellas situaciones que a pesar de parecer surrealistas son una crónica de la propia realidad.

De su esencia y de mucho más trata la exposición «Berlanguismo, Luis García Berlanga 1921-2021», inaugurada en la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando de Madrid y se exhibirá en Valencia como antesala a la celebración de la gala de los Premios Goya 2022, que acogerá la ciudad el año que viene.

Este es solo uno de los actos organizados con motivo del «Año Berlanga». Su comisionada, actriz y directora, Rosana Pastor, presentó esta semana en Valencia el programa con los que se celebra el centenario de su nacimiento.

Implica a diferentes instituciones con el objetivo de hacer que esta celebración llegue a todos los ámbitos y públicos. En total, más de 70 citas que se extenderán hasta junio del próximo año, a petición del presidente de la Generalitat, Ximo Puig, y del Ministerio de Educación y Cultura.

Berlanga y Valencia

Sin duda, uno de los puntos de parada obligada es la exposición «Berlanga por el Flaco» que muestra al cineasta a través de la mirada de uno de los objetivos que mejor ha capturado la realidad valenciana. La exposición «Berlanga por El Flaco» se inauguró el sábado, cuando se cumplieron 100 años de su nacimiento.

El MuVIM suma una nueva propuesta al Año Berlanga con las fotografías de José García Poveda que se realiza un recorrido entre el cineasta y la ciudad que le vio nacer a través de 80 documentos gráficos.

«Recuperamos trozos de un Berlanga a caballo de la privacidad y de la vida pública. Recuperamos abrazos y sonrisas, calideces y ratos de cierta intimidad, complicidades y alegrías, actos abiertos a la prensa y algún que otro momento casi secreto», explicó la diputada provincial del MuVIM Glòria Tello.

El secreto

Esta pasada semana se conoció el legado que dejó hace trece años García Berlanga en la Caja de las Letras del Instituto Cervantes. Se trata de un guion inédito de «¡Viva Rusia!», firmado junto a Rafael Azcona, para continuar con la saga de la Trilogía Nacional.

Así lo desvelaron los nietos del cineasta, Fidel y Jorge García Berlanga, tras la apertura de la caja de seguridad en un acto en el que también participaron Luis García Montero, director del Instituto Cervantes, y Mariano Barroso, presidente de la Academia de Cine.

Además del guion, se depositó un ejemplar del libro «Berlanga, contra el poder y la gloria. Escenas de una vida», una trabajada biografía del cineasta, escrita por Antonio Gómez Rufo (ediciones Temas de Hoy, Barcelona 1990), y el número 465 de la revista francesa «L’Avant-scène cinema», dedicada a la película «El verdugo (Le bourreau)», con fecha de octubre de 1997.

El guion, continuación de las películas «Nacional III», «Patrimonio Nacional» y «La escopeta nacional», suponía un «compromiso con el futuro».

El director del Cervantes explicó que iba a grabarse y por la muerte del actor Luis Escobar, protagonista en las anteriores cintas, se retrasó y finalmente quedó inédito.

«Era un verdadero genio, creaba sin pretensión y tenía un duende que no podía callar ni la vergüenza ni la comodidad», reivindicó el sábado uno de sus nietos durante un acto con banda sonora propia.

Por su parte, García Montero afirmó que Berlanga es «una referencia fundamental del cine y de la historia reciente de España», al tiempo que reivindicó la vigencia de su obra fílmica.