Presidencia mantiene el pulso: À Punt debe dar la misa del domingo

La Generalitat no firmará el contrato programa con la radiotelevisión valenciana si no emite la Eucaristía semanal

Edificio de la sede de la televisión valenciana À Punt
Edificio de la sede de la televisión valenciana À Punt FOTO: Rober Solsona Europa Press

El contrato programa de À Punt para 2022 no está firmado. El problema esta vez no reside en desavenencias entre los socios del Botànic- estas se resolvieron durante la tramitación de los Presupuestos- sino en la negativa del Consell Rector a asegurar que en 2022 se emitirá la misa cada domingo.

Tanto fuentes de Presidencia como de la radiotelevisión pública valenciana confirmaron ayer a LA RAZÓN que el Consejo Rector del ente se niega a programar esta retransmisión, incluso después de que este mismo organismo emitiese un comunicado en el que aseguraba que se recuperarían «a partir de 2022».

La pandemia y las consecuentes restricciones hicieron que À Punt accediese a emitir misas. El Arzobispado de Valencia eligió la parroquia de la Asunción de Nuestra Señora de Torrent y el sacerdote Jesús Corbí las ofició en valenciano.

La acogida de la audiencia fue muy buena. Tan solo las intervenciones del presidente de la Generalitat, Ximo Puig, para informar de las novedades de la pandemia obtuvieron más cuota de pantalla que las misas.

No obstante, con la relajación de las restricciones llegó también el final de las retransmisiones.

El Consell Rector recuerda que el acuerdo tomado en marzo de 2020 fue que se emitirían hasta que durasen las restricciones de aforo en las iglesias. Esto ocurrió el pasado mes octubre y, como se había acordado, se dieron por finalizadas las retransmisiones de las misas”, indica el comunicado oficial con fecha de 17 de diciembre de 2021.

Sin embargo, entre las diferentes quejas y peticiones recogidas por el Consell de la Ciutadania destacaba una por encima de las demás. La recuperación de la Eucaristía del domingo.

Así, tras valorar el informe de este órgano, el Consell Rector comunicó que a partir de 2022 se volverían a programar justificando que se trataba de un «caso particular del derecho de acceso a los medios de comunicación de los grupos sociales y políticos significativos».

No obstante, a 15 de enero, no aparece en la parrilla de la radiotelevisión autonómica y, por tanto, la Generalitat valenciana no firma el contrato- programa del que depende la solvencia financiera del ente público.

Este documento es el presupuesto con el que cuenta el ente y se ajusta de manera anual a través de los Presupuestos de la Generalitat.

De hecho, en las cuentas aprobadas el pasado mes de diciembre se dio luz verde a una enmienda del PSPV y Compromís que fue respaldada por Unides Podem, para incrementar en 12 millones la financiación de À Punt en 2022.

Esta iniciativa fue rechazada en comisión porque no contaba con el apoyo de Unides Podem, ya que había presentado otra en la que reclamaba que el aumento fuera de 17 millones.

En total, el contrato programa para 2022 roza los 79 millones de euros.