Deportes

La revolución de Sergio Ramos en el PSG amenaza a un compañero

Su actuación contra el Reims desata el optimismo sobre el central español

Sergio Ramos celebra su gol contra el Reims.
Sergio Ramos celebra su gol contra el Reims. FOTO: GONZALO FUENTES REUTERS

El París Saint-Germain, sus aficionados y el entorno del club llevaban tanto tiempo esperando a Sergio Ramos, que ha sido suficiente una buena actuación del central para alterar el pulso del equipo, que ve cómo se abre ante sí un panorama diferente gracias a las alternativas que ofrece el defensa español. Aunque no todos sus compañeros están contentos.

Ramos jugó el partido completo contra el Reims y marcó su primer gol con la camiseta del PSG. Su entrenador, Mauricio Pochettino, destacó la actuación del central español y apuntó que el rendimiento del defensa solo puede ir a mejor. “Cuando tienes continuidad en los entrenamientos y partidos, solo puedes mejorar”, aseguró Pochettino, quien resaltó que “hizo un buen partido” y “era bueno” que hubiese marcado.

Esta puesta en escena de Ramos llega cuando faltan apenas tres semanas para medirse al Real Madrid en los octavos de final de la Liga de Campeones, un enfrentamiento muy especial para el central, que hará todo lo posible para jugar contra su exequipo.

Pero parece que no todos en el PSG disfrutan con las buenas sensaciones que transmite Sergio Ramos. Uno de los compañeros que se puede ver incomodado con el ascenso del central español es Presnel Kimpembe, hasta ahora indiscutible en el centro de la defensa y que ve ahora como su futuro en el equipo está amenazado. Contra el Reims fue suplente y si Pochettino no se decide a cambiar a una defensa con tres centrales, el internacional francés puede ser el sacrificado.

Kimpembe está completando una discreta temporada y alguna de sus actuaciones ha provocado durísimas críticas contra él. El central sufrió un linchamiento mediático por los errores que cometió contra el RB Leipzig en la Liga de Campeones.

Con Sergio Ramos en línea ascendente, la maquinaria mediática se ha puesto en marcha para defender la necesidad de que sea titular. Primero argumentando los beneficios de utilizar una defensa con tres centrales que permitiría hacer hueco al central español. Y después de que Pochettino empleara una línea de cuatro zagueros contra el Reims, señalando a Kimpembe como el hombre al que podría desplazar Ramos de la titularidad.