El BBVA, pesimista: el PIB crecerá este año casi la mitad de lo previsto por el Gobierno

Filomena redujo en un 24% el gasto en tarjeta y podría tener un impacto en el PIB de una décima, según la entidad

Un hombre mira el cristal de una oficina de empleo, SEPE (antiguo INEM) horas después de conocer los datos del paro de noviembre, en Madrid
Un hombre mira el cristal de una oficina de empleo, SEPE (antiguo INEM) horas después de conocer los datos del paro de noviembre, en MadridÓscar CañasEuropa Press

BBVA Research se muestra pesimista sobre la rapidez en la recuperación de la economía española este año vaticinada por el Ejecutivo de Sánchez. Por eso ha rebajado su pronóstico para 2021 medio punto, desde el 6% hasta el 5,5% del PIB, casi la mitad del crecimiento del 9,8% previsto por la vicepresidenta tercera del Gobierno recogido en el cuadro macroeconómico que acompaña a los Presupuestos Generales del Estado del presente ejercicio. Sin contar con que esta previsión podría revisarse a la baja por el impacto de Filomena en la economía en algo más de una décima de PIB. El pesimismo de la entidad se basa en el deterioro de la actividad en el conjunto de la Eurozona durante la parte final de 2020, empeoramiento que podría extenderse hacia la primera parte de este año por la tercera ola del coronavirus y la adopción de nuevas restricciones para frenar su avance.

Los datos de gasto con tarjeta de crédito de BBVA, junto con otros indicadores de actividad, como el consumo de hogares o el flujo de crédito, muestran “una desaceleración algo mayor que la prevista en la última parte del pasado año”. Una curiosidad que destaca la entidad es que el temporal Filomena redujo un 24% el gasto con tarjeta en Madrid. Mientras, el impacto de las políticas públicas sobre la demanda interna revelan “síntomas de agotamiento”. No obstante, la entidad confía en que a mitad del año se acelere el ritmo de crecimiento, como consecuencia del avance en el proceso de vacunación, la aprobación de nuevas medidas de impulso fiscal y monetario y la elevada capacidad de producción existente sin utilizar.

En ese sentido, ha solicitado pisar el acelerador a fondo en la campaña de la vacunación para que sea “rápida, masiva y, por tanto, efectiva”. La entidad confía en que cuanto antes se consiga la denominada inmunidad de rebaño antes la economía retomará su pulso. En la medida en que la inoculación de la vacuna a la población se generalice a nivel europeo, cree que el impacto sobre el comercio exterior podría ser considerable. En este escenario, espera que las exportaciones de bienes se incrementen un 11% en 2021 y un 10,1% en 2022, retornando a mediados de este año a los niveles de finales de 2019. Según BBVA Research, esta aceleración de la actividad económica en la segunda mitad de 2021 contribuirá a conseguir un crecimiento del PIB en 2022 del 7%.

Pese a las incertidumbres que sobrevuelan la economía, la entidad ha mejorado su previsión de caída del PIB del año pasado, al situarla en el 11%, dos décimas menos que la prevista por el Gobierno, debido a que el avance de la economía en el tercer trimestre de 2020 habría sido algo mejor de lo esperado, del 16,4%, según el INE, de la mano de la inversión y de las exportaciones. Así figura en el último informe ‘Situación España’ de BBVA Research correspondiente al primer trimestre del año. Tanto el director de BBVA Research y economista jefe de Grupo BBVA, Jorge Sicilia, como el responsable de Análisis Económico de BBVA Research, Rafael Doménech, consideran que 2021 será el “año de la recuperación a nivel global, pero con baches”, estimando un avance del PIB mundial del 5,3% este año y el 4,1% en 2022, con un patrón similar en el caso de España gracias principalmente a la vacunación.