La Fed afloja su cruzada contra la inflación y sube los tipos un 0,5%

Sitúa el precio oficial del dinero en un rango entre el 4,25% y el 4,5%

Jerome Powell, presidente de la Reserva Federal, en una foto del pasado mes de noviembre
Jerome Powell, presidente de la Reserva Federal, en una foto del pasado mes de noviembre FOTO: Nathan Howard AP

Más munición para frenar la inflación, aunque de menor calibre. La Reserva Federal (Fed) ha anunciado hoy una nueva subida de tipos de interés de 50 puntos básicos, lo que eleva el precio oficial del dinero a un rango de entre el 4,25% y el 4,50%, niveles no vistos desde diciembre de 2007, según ha informado el banco central de Estados Unidos. Aunque se trata de la séptima subida consecutiva de tipos desde el mes de marzo, es más atenuada que las cuatro últimas, que fueron de tres cuartos de punto.

La Reserva Federal ha explicado que la guerra de Rusia contra Ucrania está causando “tremendas dificultades humanas y económicas”. La guerra y los eventos relacionados, ha añadido, “están contribuyendo a la presión al alza sobre la inflación y están pesando sobre la actividad económica mundial. El Comité está muy atento a los riesgos de inflación”, según ha destacado.

La Fed ya advirtió en noviembre de que sería “apropiado” acometer nuevas subidas de los tipos de interés en próximas reuniones. “Para determinar el ritmo de los aumentos futuros, el Comité tendrá en cuenta el endurecimiento acumulativo de la política monetaria” y en qué medida dicho endurecimiento “afecta a la actividad económica y la inflación” así como “a la evolución económica y financiera”, aseguró entonces en un comunicado que prácticamente ha calcado en el día de hoy.

La tasa interanual de inflación en Estados Unidos ha continuado bajando y en noviembre se situó en el 7,1%, seis décimas por debajo de la de octubre, según los datos publicados el martes por la Oficina de Estadísticas Laborales (BLS). Cuando en noviembre pasado, la Fed anunció su cuarta subida consecutiva de 0,75 puntos, su presidente, Jerome Powell, consideró que todavía quedaba margen para devolver la inflación a su objetivo del 2% sin provocar una recesión.

A la vista de los últimos datos de desempleo, la política monetaria restrictiva de la Fed no está afectando todavía de manera fuerte el mercado laboral. Y es que el desempleo en Estados Unidos no registró cambios en noviembre y la tasa se mantuvo en el 3,7%, es decir, unos 6 millones de personas. En ese mes se crearon 263.000 nuevos puestos de trabajo, 2.000 más que durante octubre