La subida del SMI de 1.082 euros beneficiará a 2,3 millones de trabajadores. ¿Cuál es su perfil?

Mujer, de entre 16 y 34 años, con contrato temporal en la agricultura o los servicios y que vive en Andalucía. El 14,5% de asalariados a jornada completa mejorarían sus ingresos.

El secretario general de Comisiones Obreras (CCOO), Unai Sordo
El secretario general de Comisiones Obreras (CCOO), Unai Sordo FOTO: A. Pérez Meca Europa Press

El Gobierno negocia con los agentes sociales la subida del salario mínimo interprofesional tras la proposición presentada por el comité de expertos, que marcó una horquilla entre 1.046 y 1.082 euros brutos mensuales en 14 pagas, por lo que el empujón salarial del SMI para 2023 se situará entre el 4,6% y el 8,2%, con dos escenarios intermedios del 5,4% hasta 1.054 euros y 6,6% hasta 1.066 euros. Si el Ejecutivo se decidiera por la cota máxima de los 1.082 euros, esta cantidad beneficiaría a 2.272.000 asalariados, de los que 1.926.000 trabajan a tiempo completo y 348.000 trabajan a tiempo parcial. “El perfil del principal beneficiario de la subida del SMI será una mujer entre 16 y 34 años con un contrato temporal, que trabaja en la agricultura o el sector servicios y que vive en Andalucía”, explica el estudio hecho público por CC OO.

Según defienden, esta subida “no tendría efectos negativos sobre el empleo y contribuiría a una mejora de la cohesión social” y ayudaría a cerrar la brecha salarial entre géneros, pues del total de potenciales beneficiarios a tiempo completo, el 57,5% son mujeres y el 43,5%, hombres. Además de las mujeres, los jóvenes serían de los más beneficiados por la subida, ya que se beneficiaría el 31,7% de la población de 16 a 24 años que trabaja a jornada completa y el 19,2% de la población de 25 a 34 años.

Por sectores, el 46,9% de la población asalariada a jornada completa en la agricultura notará la subida del SMI y, en el sector servicios, que concentra el grueso de la población beneficiada (77%), el 14,5% de asalariados a jornada completa mejorarían sus ingresos. Por tipo de contrato, el 21,6% de las personas asalariadas con contrato temporal se beneficiarán frente a un 11,5% de los indefinidos.

CC OO hace suyas la mayoría de conclusiones hecha por el comité de expertos. En concreto subraya que el impacto de las subidas del SMI sobre el empleo en el contexto internacional y nacional “permite concluir que las subidas han tenido un impacto marginal sobre el crecimiento del empleo, minorando, en el peor de los casos, de forma muy poco intensa su aumento, al tiempo que han contribuido a reducir la pobreza y la desigualdad”. Asimismo, en sentido contrario de lo que defiende la patronal, CC OO asegura que el salario mínimo español, a pesar de sus recientes aumentos, sigue estando en la parte baja del ranking de países de la OCDE.

El Ministerio de Trabajo ultima una decisión sobre la subida del SMI para 2023 tras haber recibido el informe de los expertos y las propuestas de sindicatos y patronal que oscilan entre el 10% que piden los primeros al 4% al que han apuntado los empresarios. En concreto, las patronales CEOE y Cepyme, que no acudieron a la mesa del diálogo y la informaron por escrito -tras romper relaciones con el Ministerio tras el acuerdo con Bildu en la Ley del Empleo-, presentaron una subida máxima hasta los 1.040 euros. Aseguran que es una “propuesta muy justa” y que estaría por encima de la subida salarial media pactada en los convenios firmados en 2022 (3,03%) y de la subida aplicada a los funcionarios (3,5%).

Por su parte, CC OO y UGT no se han movido de su reivindicación de que el SMI suba hasta los 1.100 euros mensuales, un 2,6% por encima de la subida del IPC este año. Aunque también hay diferencias entre los sindicatos. Mientras CC OO plantea una subida mínima de 1.082 -el tope propuesto por los expertos- y los 1.100 euros, UGT reclama los 1.100 euros sin “rebaja de ningún tipo porque no puede perderse más poder adquisitivo entre los trabajadores”, explicaron.