MENÚ
lunes 14 octubre 2019
22:45
Actualizado

Ghosn, en libertad bajo fianza con estrecha vigilancia

El expresidente de Nissan tendrá que abonar 7,8 millones de euros y entregar su pasaporte

  • Ghosn, durante una presentación de Nissan en Hong Kong
    Ghosn, durante una presentación de Nissan en Hong Kong /

    Ap

Tokio.

Tiempo de lectura 2 min.

05 de marzo de 2019. 13:03h

Comentada
S. E. F..  Tokio. 5/3/2019

El expresidente de Nissan Carlos Ghosn ha obtenido hoy la libertad bajo fianza, lo que supone un giro inesperado en su caso y le permitirá abandonar la cárcel después de más de tres meses detenido, y bajo unas estrictas condiciones de vigilancia. El tribunal de Tokio que instruye en el caso ha aceptado este martes la petición que había presentado la semana pasada el nuevo equipo de abogados de Ghosn, tras rechazar dos solicitudes presentadas previamente por sus anteriores representantes legales. El juez ha impuesto una fianza de 1.000 millones de yenes (7,8 millones de euros) a Ghosn, según ha informado en un comunicado el tribunal tokiota, que además ha establecido una serie de condiciones para garantizar que el ejecutivo francobrasileño no pueda huir de Japón ni destruir pruebas. La decisión ha sido recurrida por la Fiscalía ante otra instancia judicial y, en caso de ser ratificada, permitirá al exdirectivo de Nissan abandonar este mismo martes o el miércoles el centro de detención de Tokio donde permanece bajo arresto provisional desde el pasado 19 de noviembre.

La medida ha causado gran sorpresa en Japón, donde no es habitual que se conceda la libertad bajo fianza a un acusado hasta poco antes de que comience el proceso en su contra, y representa una primera victoria para la nueva defensa legal de Ghosn, liderada por el abogado-estrella Junichiro Hironaka. El letrado, conocido sobre todo por representar con éxito a varios políticos y altos funcionarios involucrados en casos de corrupción, ha expresado su satisfacción ante la decisión de hoy y ha señalado que su cliente aceptará las “estrictas” condiciones fijadas por el tribunal. Entre estos requerimientos figura colocar una cámara a la entrada del domicilio de Ghosn para que las autoridades puedan vigilar sus movimientos en todo momento, y entregar su pasaporte a sus abogados para evitar que abandone el país, ha explicado Hironaka en declaraciones a los medios nipones.

El ejecutivo está acusado de ocultar supuestamente a las autoridades millonarias compensaciones pactadas con Nissan Motor y violar la confianza de la empresa al utilizar presuntamente fondos de esa firma para cubrir pérdidas financieras personales, además de realizar unos pagos al parecer injustificados a un empresario saudí. Ghosn afirmó ser inocente de todos estos cargos en su primera comparecencia ante un tribunal en enero, y en varias entrevistas concedidas desde la cárcel aseveró que su detención se debía a un “complot” en su contra montado por directivos de Nissan cuando intentó profundizar la alianza con Renault y Mitsubishi Motors.

Últimas noticias