Olona (Vox) compara a Antonio Ferreras y a Ana Pastor con la Gestapo

Durante su interpelación a Iglesias en el Congreso, la diputada de Vox acusa al Gobierno de haber creado un “ministerio de la Verdad paraestatal” para la controlar opiniones críticas con la ayuda de los dos periodistas de “La Sexta” y de empresarios como Roures

Thumbnail

En su cara a cara con el vicepresidente Iglesias durante la sesión de control al Gobierno ayer en el Congreso, la diputada de Vox por Granada, Macarena Olona, explicó punto por punto lo que su partido considera un plan sistemático llevado a cabo por «el Gobierno social comunista» para implantar en España, aprovechando la tragedia provocada por el virus de Wuhan, un régimen «totalitario y comunista» de inspiración chavista.

Uno de los puntos fundamentales de la estrategia que estaría siguiendo el Ejecutivo, concretamente el cuarto de los señalados por la portavoz del partido de Abascal, consistiría en «el control de la opinión monitorizando las redes sociales, identificando las corrientes de opinión críticas y censurando al disidente». «¿Cómo?», se preguntó Olona retóricamente. «A través del ministerio de la verdad que han creado de manera paraestatal y en el que empresas destacadas Newtral y Maldita, es decir, el señor Ferreras, la señora Pastor o el señor Roures; son la Gestapo que vigila la verdad oficial».

A las pocas horas, Atresmedia contestó las declaraciones de Olona con un duro comunicado en el que se tildaban éstas de «inadmisibles e injustificables» y de «atentados a la libertad de expresión e información». «Atresmedia no acepta ni la calumnia no la injuria y defiende sin dejarse amedrentar la veracidad y la independencia con la que todos sus profesionales están realizando su trabajo», rezaba la nota.

No fue esta la única carga de profundidad que lanzó Olona al banco azul: «Señor vicepresidente, su modelo es Venezuela y está siguiendo paso a paso el camino que siguió ‘’ese demócrata’’, en sus propias palabras, llamado Hugo Chávez para convertir Venezuela en una pura miseria». Estas fueron las palabras con las que la diputada de Vox inició su ataque a Iglesias para pasar a detallar, punt por punto, el plan que según Vox estaría guiando al Gobierno. El primero de estos pasos es la «destrucción de nuestra nación» aprovechando en su beneficio la actual pandemia de manera análoga a cómo el régimen chavista aprovechó la tragedia de Vargas de 1999, un fatal corrimiento de tierras que «sepultó a 50.000 almas», según recordó Olona. En segundo lugar estaría el control del aparato de información del Estado, algo que Iglesias ya habría conseguido después de que Sánchez haya blindado su presencia en la comisión que controla los servicios de información.

En tercer lugar el control de los medios de comunicación: «Han prostituido Televisión Española, han regado con millones de euros los medios de comunicación afectos al régimen y lo que hacen es perseguir a los periodistas libres que se levantan con voz crítica», acusó la diputada de Vox.

Visiblemente incómodo tras la andanada de la diputada alicantina, el vicepresidente afirmo que Olona "Se desacredita con la intervención que acaba de hacer. Esta Cámara y nuestra sociedad no se merece que este Gobierno dedique ni medio segundo a quien, en unas circunstancias difíciles como las que estamos viviendo, dedica su tiempo para preguntar y controlar al Gobierno para hablar de Venezuela y La Sexta”.