Sánchez «premia» a Calvo y Ábalos con un extra de 1.550 euros al mes

Pasarán a presidir las comisiones de Igualdad e Interior en el Congreso

Los ex ministros Carmen Calvo y José Luis Ábalos, en una foto de archivo
Los ex ministros Carmen Calvo y José Luis Ábalos, en una foto de archivoEmilio NaranjoEFE

Las de Carmen Calvo y José Luis Ábalos fueron dos de las salidas más traumáticas del Gobierno en la remodelación que Pedro Sánchez acometió el pasado mes de julio. Ambos abandonaron sus responsabilidades gubernamentales, pero anunciaron que continuarían como diputados rasos en el Parlamento, a la espera de que en el 40º Congreso del PSOE se abordase la reorganización del partido. Ahora, Sánchez «premia» a quienes fueran dos de sus personas de confianza en el Gabinete con un ascenso en el escalafón, otorgándoles la presidencia de dos comisiones parlamentarias. La ex vicepresidenta primera asumirá la de la Comisión de Igualdad, mientras que el ex ministro de Transportes lo hará en la de Interior.

Calvo, que asume el cargo en sustitución de Pilar Cancela, que fue nombrada secretaria de Estado de Cooperación antes del verano, tiene experiencia en Igualdad porque fue la cartera que lideró en el primer Gobierno de Pedro Sánchez en la línea con la Secretaría que ya detentaba en la Ejecutiva del PSOE. En la segunda etapa como vicepresidenta, cedió el ministerio a Irene Montero (Unidas Podemos), con quien tuvo enfrentamientos por iniciativas en este ámbito.

Por su parte, José Luis Ábalos, ex ministro de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana y diputado por Valencia, asumirá la Presidencia de la Comisión de Interior del Congreso que ahora mismo ejercía la ex secretaria de Estado de Seguridad Ana Botella. Con el cambio de Héctor Gómez por Adriana Lastra como portavoz del Grupo Parlamentario Socialista, se quedó vacante el puesto como portavoz de la Comisión de Asuntos Exteriores del Congreso que ejercía el diputado canario. Ahora, lo detentará el diputado manchego y ex europarlamentario Sergio Gutiérrez.

El «ascenso» de Calvo y Ábalos lleva aparejada una subida salarial, respecto a lo que cobraban como diputados rasos. El presidente de una Comisión percibe 1.551,58 euros brutos mensuales añadidos al sueldo base (3.050,62 euros) y los complementos para el cumplimiento de su función, que en el caso de Calvo son 935,37 (por ser diputada por Madrid) y el de Ábalos 1.959,62 euros (por serlo por Valencia).

La remodelación también tiene un efecto en la disposición de los escaños, así que Calvo y Ábalos se sentarán en tercera fila de la bancada izquierda del Hemiciclo. Están inmediatamente detrás de la nueva dirección del Grupo Parlamentario Socialista, que ahora lidera Héctor Gómez como portavoz y Rafi Crespín como secretaria general. Abre la tercera fila la ex portavoz y vicesecretaria general del PSOE, Adriana Lastra. Junto a ella, el nuevo secretario de Organización, Santos Cerdán.

A la izquierda del también diputado por Navarra se situará Calvo, que sigue al frente de Igualdad en la Ejecutiva del PSOE y, después, Ábalos, quién ha perdido ya todos los cargos internos en el partido. Después del ex ministro se sentará Luz Martínez Seijo, responsable en el PSOE de los temas de Educación y diputada por Palencia.

Estos cambios nacen también de la salida de Lastra de la dirección parlamentaria, cuyo escaño detrás del presidente Pedro Sánchez ocupará ahora Gómez. Junto a él, Crespín asume el lugar que tenía el nuevo secretario de Estado de Relaciones con las Cortes, Rafael Simancas, que ha dejado su responsabilidad como secretario general del Grupo Parlamentario Socialista para ir a Moncloa.