La Audiencia Nacional frena la investigación sobre los fundadores de Podemos

La Sala de lo Penal estima el recurso de la Fiscalía que consideraba “prospectivas” las diligencias que el juez había solicitado a la UDEF

Al lado del exvicepresidente del Gobierno Pablo Iglesias, Carolina Bescansa, y al derecho, Juan Carlos Monedero, ambos en el centro de las pesquisas de la UDEF
Al lado del exvicepresidente del Gobierno Pablo Iglesias, Carolina Bescansa, y al derecho, Juan Carlos Monedero, ambos en el centro de las pesquisas de la UDEF FOTO: JUAN MEDINA REUTERS

La Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional se ha alineado con la tesis de la Fiscalía que consideraba “prospectiva” las diligencias que el juez había mandado a practicar a la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) para conocer si fundadores de Podemos, como Juan Carlos Monedero o Carolina Bescansa, financiaron el partido de forma irregular con dinero de Venezuela. Según ha avanzado eldiario.es y confirman fuentes judiciales confirman a LA RAZÓN que el recurso de la Fiscalía ha sido estimado y esto, en la práctica, supone un frenazo en la investigación que se había abierto el pasado mes de octubre.

Este caso se reabrió a raíz de las declaraciones que el exjefe de la inteligencia militar venezolana, Hugo Carvajal (conocido como El Pollo), hizo ante el magistrado Manuel García-Castellón. Primero de forma voluntaria, y luego citado nuevamente, El Pollo -que se encuentra en la prisión de Estremera a la espera de que se resuelva su extradición a Estados Unidos- aportó documentos que señalan pagos a Monedero, Bescansa y a una Fundación (CEPS- centro de Estudios Políticos y Sociales) que estuvo en el germen de la formación política. El relato de El Pollo era insuficiente para avanzar, así que después de las declaraciones de dos testigos protegidos, el magistrado de refuerzo, Joaquín Gadea, instó a la UDEF a que hiciera una serie de comprobaciones.

Unas diligencias con las que el fiscal jefe de la Audiencia Nacional, Jesús Alonso, no estuvo de acuerdo por considerar que se extendían los límites del objetivo inicial por el que se abría el caso y presentó recurso ante la Sala, como avanzó este periódico. Ahora los magistrados dan la razón al Ministerio Público y esto pone en serias que el procedimiento pueda seguir avanzando sin el apoyo de lo que hasta ahora había recabado la Policía.

La petición de la UDEF

El pasado 4 de enero la UDEF presentó las primeras conclusiones de la petición inicial del juez que requirió en aras de apuntalar las acusaciones de El Pollo. Éste había relatado tres vías por las que el dinero viajaba desde Venezuela hasta España y la Policía trató de verificar cada una de ellas y solicitó aval judicial para seguir avanzando.

La UDEF dio credibilidad al relato del exjefe de la Inteligencia verificando que las relaciones entre Monedero y el viceministro de Cooperación de Venezuela, Ramón Gordils, existen. Carvajal situó a Gordils como uno de los emisarios del país bolivariano para los pagos, y es público y conocido que éste -quien antes era presidente del Banco del Alba- pagó a Monedero 425.000 euros en 2013 para realizar un estudio sobre las posibilidades de establecer una moneda única en América Latina. Esta transacción acredita, al menos, que existía una relación profesional entre Gordils y el fundador morado.

Superada esta primera barrera, los agentes se dedicaron a analizar las diferentes vías por las que supuestamente fluía el dinero. En primero lugar, El Pollo contó que a través de valija diplomática llegaban maletas con efectivo. Esta forma de enviar documentos y material de embajada a embajada sin pasar por los controles aeroportuarios partía de una muy difícil comprobación porque goza de inmunidad diplomática entre los Estados.

A pesar de que la Policía requirió información al Ministerio de Exteriores, éste contestó que no podía ayudar en verificar el rastro porque estaría violando la Convención de Viena, que habla concretamente de que «la valija estará protegida por el Estado receptor. Gozará de inviolabilidad personal y no podrá ser objeto de ninguna forma de detención o arresto».

Descartada esta primera vía, la UDEF pasó a las dos siguiente en las que sí encontró algunos indicios. Primero, los traspasos de dinero a los fundadores de Podemos y sociedades relacionadas. Para seguir avanzando, pidieron al juez rastrear las cuentas de Monedero y Bescansa, así como de los profesores universitarios Jorge Lago y Ariel Jerez, vinculados al nacimiento del partido morado.

Todos ellos aparecen en un pago de 142.000 dólares que el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, autorizó en 2013 para unos trabajos de comunicación. Y además de este rastreo, la UDEF también pidió permiso para analizar las sociedades Prodiseño y Viu Europa. Esta última, y no es valadí, está bajo la lupa de una investigación secreta que se mantiene en la Fiscalía Anticorrupción y que también dirige la UDEF.

La tercera de las vías a corroborar son las entregas en efectivo que, además de El Pollo, relataron los dos testigos protegidos que declararon en la Audiencia Nacional a finales del pasado año. Uno de ellos dijo ser testigo presencial de entregas en el Hotel Meliá de Caracas, así que los agentes han solicitado al juez un permiso judicial para que la cadena hotelera les facilite las estancias de Monedero allí.