MENÚ
martes 20 agosto 2019
01:09
Actualizado

De trámite

Tiempo de lectura 4 min.

31 de marzo de 2009. 03:14h

Comentada
31/3/2009

Solbes dice unas cosas rarísimas. Como la del médico que anunció a la familia de un paciente que éste había fallecido pero que no tenía nada grave. La intervención urgente del Banco de España de la Caja Castilla-La Mancha, después de un Consejo de Ministros extraordinario y convocado a toda prisa en la tarde de un domingo, la destitución del presidente de la Caja y todo el Consejo de Administración, el nombramiento de tres funcionarios en sustitución de los consejeros y la concesión del Gobierno de nueve mil millones de euros de dinero público para evitar la quiebra de la institución, lo considera Solbes «una decisión menor, de trámite». Caray con el trámite.
El Gobierno y el Banco de España sabían de la situación caótica por la que atravesaba la CCM, gracias en parte, a la nefasta gestión financiera y política de su presidente, Juan Pedro Hernández Moltó, aquel joven, duro y pedante diputado que por un asunto infinitamente menor del que hoy es principal protagonista, humilló con inusitada severidad a Mariano Rubio. Donde las dan las toman. Días atrás, de vuelta de Sevilla, entre Puertollano y Ciudad Real, a la derecha de la vía con dirección a Madrid, pude ver las pistas y el gran edificio del aeropuerto de Ciudad Real, una instalación financiada por la CCM, que nadie sabe para qué sirve. Bueno, sirve para que aterricen  y despeguen los aviones, pero no está demostrada la rentabilidad de un aeropuerto en esa ubicación.  Se habla de créditos generosos a constructores y empresarios afines al PSOE. No se garantiza a los ahorradores que el Fondo de Garantía se haga cargo de la totalidad de los depósitos. Cuando no existían dudas del derrumbamiento financiero de Fernando Martín y su empresa Martinsa, la Caja de Castilla-La Mancha le concedió un crédito de cien millones de euros. Además de Solbes y Fernández-Ordóñez, el Congreso tendría que pedir explicaciones a Hernández Moltó, exigiendo que no baje la cabeza y mire fijamente a los ojos de quienes le preguntan.  Y si desde hoy, los clientes de la Caja vacía hacen cola para salvar sus ahorros y depósitos y vuelan los nueve mil millones de euros de dinero público que el Gobierno ha concedido a la CCM para paliar el desastre gestor de Hernández Moltó, ¿aprobará otro domingo por la tarde una nueva inyección del dinero de todos los españoles? A todo esto, Solbes califica la situación de «menor», y la intervención de la CCM de «trámite». Me recuerda al capitán Grosvenor-Huckins, que mandaba una compañía en África del Sur que estaba siendo arrasada por el ejército zulú. Cuando sólo él quedaba con vida, se dirigió al jefe de los zulúes con las siguientes palabras. «No sé por qué hemos llegado a esta confrontación.  Nos sentamos y hablamos, porque lo que nos separa no es tan importante».  Y fue atravesado por catorce lanzas, simultáneamente lanzadas contra su optimismo.
Además de «menor» y de «trámite», Solbes ha destacado que la decisión del Gobierno ha sido más simbólica que económica. Este hombre es asombroso.  Le confieso mi admiración.  Es más, me gusta hasta físicamente. Qué tío.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs