Alerta de la UE: “Campaña masiva de noticias falsas rusas para entorpecer la lucha contra el Covid-19”

Un informe interno asegura que medios prorrusos lanzan “fake news” en varios idiomas, especialmente en español. Entre más de 80 bulos que le atribuye, destaca el de que los médicos italianos deben elegir a quién salvar y a quién no

Coronavirus Covid-19 in Russia
Bruselas señala directamente al Kremlin y medios próximos de tratar de desestabilizar la UE aprovechando el coronavirusSERGEI ILNITSKYEFE

La nueva pandemia no solo es una guerra contra el Covid-19. También se ha desatado la guerra de la información, y en ella los medios rusos han desplegado una “campaña de desinformación significativa” contra Occidente para agravar el impacto del coronavirus, generar pánico y sembrar desconfianza, según un documento de la Unión Europea al que ha tenido acceso la agencia Reuters.

El documento de la UE dice que la campaña rusa, que publica noticias falsas en línea en inglés, español, italiano, alemán y francés, utiliza informes contradictorios, confusos y maliciosos para dificultar que la UE responda a la pandemia.

“Se está llevando a cabo una importante campaña de desinformación por parte de los medios estatales rusos y los medios pro-Kremlin con respecto al Covid-19”, expone el documento interno, de nueve páginas y fechado el 16 de marzo.

“El objetivo general de la desinformación del Kremlin es agravar la crisis de salud pública en los países occidentales... en línea con la estrategia más amplia del Kremlin de intentar subvertir las sociedades europeas”, reza el documento, elaborado por el brazo de política exterior de la UE, el Servicio Europeo de Acción Exterior (SEAE). Una base de datos especializada de la UE ha registrado casi 80 casos de desinformación sobre coronavirus desde el 22 de enero, asegura el texto.

El portavoz del Kremlin, Dmitry Peskov, señaló hoy que “estamos hablando nuevamente de algunas acusaciones infundadas que en la situación actual son probablemente el resultado de una obsesión antirrusa”. El documento de la UE cita ejemplos de Lituania a Ucrania. Y añade que en las redes sociales, el RT en español, financiado por el Estado ruso, fue la duodécima fuente de noticias más popular sobre coronavirus entre enero y mediados de marzo, según la cantidad de textos compartidos en las redes sociales. El SEAE ha declinado hacer comentarios a Reuters pero la Comisión Europea ha reconocido que está en contacto con Google, Facebook, Twitter y Microsoft.

Un portavoz de Bruselas ha acusado a Moscú de “jugar con la vida de las personas” e hizo un llamamiento a los ciudadanos de la UE para que “tengan mucho cuidado” y solo utilicen fuentes de noticias en las que confíen.

El bulo de los médicos deciden a quién salvar

La UE y la OTAN han acusado repetidamente a Rusia de acciones encubiertas, incluida la desinformación, para tratar de desestabilizar a Occidente explotando las divisiones sociales y entre Estados. Moscú niega tales tácticas, y el presidente Vladimir Putin ha acusado a su vez a los “enemigos extranjeros” de atacar a Rusia al difundir noticias falsas sobre el coronavirus para avivar el pánico. Los medios de comunicación rusos en Europa no han tenido éxito en llegar al público en general, pero proporcionan una plataforma para los populistas anti-UE y polarizan el debate, según han demostrado tanto la UE como grupos no gubernamentales.

El informe del Servicio Europeo de Acción Exterior cita también los disturbios de finales de febrero en Ucrania, la exrepública soviética que ahora busca unirse a la UE y la OTAN, como un ejemplo de las consecuencias de tal desinformación. Expone una carta falsa que supuestamente provenía del Ministerio de Sanidad ucraniano en la que se declaraba que había cinco casos de coronavirus en el país. Las autoridades de Kiev aseguran que la carta fue creada fuera de Ucrania, según el informe de la UE.

“Los mensajes de desinformación pro-Kremlin lanzan el mensaje de que el coronavirus es una creación humana, armada por Occidente”, asegura el informe, citado también or primera vez por “The Financial Times”. En él se habla asimismo de noticias falsas creadas por Rusia en Italia, el segundo país más afectado del mundo, en el sentido de que los sistemas de salud no podrían hacer frente y los médicos elegirían quién vivía o moría por falta de camas.

El SEAE también ha compartido información con Eslovaquia sobre la difusión de “fake news” señalando al primer ministro del país, Peter Pellegrini, por estar infectado con el virus y diciendo que puede haber transmitido la infección a otros políticos europeos en las cumbres recientes. Los líderes de la UE han estado dialogando por videoconferencias desde principios de marzo.