¿Podría acabar Donald Trump en la cárcel?

Cuando deje la Casa Blanca podría enfrentarse a varios juicios por fraude fiscal, financiación ilegal o acoso sexual

¿Podría acabar Donald Trump en la cárcel? A lo largo de su carrera, el presidente derrotado ha sobrevivido a un proceso de destitución, a 26 acusaciones de acoso sexual, y a casi 4.000 demandas judiciales, según la prensa estadounidense.

Con su derrota electoral Trump no solo pierde la Casa Blanca, sino también su inmunidad presidencial. Una decisión de la Corte Suprema de 1867 protege al jefe de Estado de cualquier condena durante su mandato. Pero el mandato se ha terminado. Y el pasado puede perseguir al magnate.

Russia Gate

La injerencia rusa en las elecciones de 2016 sigue plaeando. El fiscal especial Robert Mueller, en su informe publicado en 2019, afirmaba que no disponía de pruebas de una presunta colaboración entre el Kremlin y el equipo de campaña republicano de 2016, pero a la vez dudaba de que no hubiera habido obstrucción a la justicia. Y por eso podría ser enjuiciado cuando abandone la Casa Blanca.

Fraude fiscal

El hasta ahora presidente pagó exactamente 750 dólares en impuestos federales en 2016 cuando ganó las elecciones, y en su primer año en la Casa Blanca desembolsó la misma cantidad de 750 dólares, una suma muy pequeña comparada con la fortuna que se cree que ha amasado el magnate en sus negocios inmobiliarios, según reveló en septiembre The New York Times. Tampoco ha pagado ningún tipo de impuesto por ingresos en 10 de los últimos 15 años debido a que informó al Servicio de Recaudación de Impuestos (IRS, en inglés), la Hacienda de EE UU, de que había perdido mucho del dinero que había ingresado.

La fiscalía de Manhattan ha reclamado las declaraciones de impuestos de Trump, abriendo una investigación por fraude fiscal y fraude a las aseguradoras.

El presidente también tiene pendiente desde hace una década una batalla con el IRS, que ha cuestionado la legitimidad de un reembolso de 72,9 millones de dólares que Trump reclamó a esa institución después de haber declarado enormes pérdidas.

Dinero a cambio de silencio en la campaña de 2016 y financiación ilegal

La fiscalía de Manhattan investiga los pagos de dinero en secreto de la campaña de Trump a la actriz porno Stormy Daniels, quien afirmó que había recibido 100.000 dólares del abogado del magnate durante la campaña electoral a cambio de su silencio sobre su supuesta aventura diez años antes. Y al parecer no sería la única mujer a la que se pagó por callar. La historia destapó una financiación ilegal que llevó a la cárcel al entonces abogado del mandatario, Michael Cohen.

Acoso sexual

Escándalos de abuso y acoso sexual salpicaron la candidatura de 2016, cuando una veintena de mujeres denunció haber sufrido situaciones incómodas con el candidato republicano. Hace apenas dos meses se sumó a ellas la ex modelo estadounidense Amy Dorris. Sin inmunidad, los procedimientos judiciales vuelven a activarse.