Europa

La nueva Azovstal: La batalla por la planta de Azot se encarniza en Severodonetsk

El Ejército ruso se prepara para una guerra prolongada hasta octubre de 2022

La planta de Azot en Severodonetsk, en la región de Lugansk, Ucrania
La planta de Azot en Severodonetsk, en la región de Lugansk, Ucrania FOTO: OLEKSII KOVALOV / ZUMA PRESS / CONTACTOPHOTO OLEKSII KOVALOV / ZUMA PRESS / C

23 personas, en su mayoría civiles, resultaron heridas tras un ataque con misiles rusos en una ciudad en la provincia occidental de Ternopil en Ucrania el sábado por la noche. Rusia afirmó que sus misiles “Kalibr” destruyeron un gran almacenamiento de armas suministradas por Occidente. Las imágenes y el video, publicados por las autoridades locales, muestran los restos calcinados de automóviles privados y varios edificios residenciales dañados. La mayoría de los heridos vivían allí, incluida una niña de 12 años que había huido del bombardeo ruso de Járkiv en el este de Ucrania.

Наслідки ракетного обстрілу Чорткова, Тернопільська область.

Más al este, un incendio estalló el domingo en la planta química “Azot” en Severodonetsk. Hasta 800 residentes locales se esconden allí de una de las campañas de bombardeo más feroces de esta guerra por los rusos. Aún no está claro si alguien resultó herido y si el fuego se ha apagado. Las autoridades locales afirman que la planta está controlada por tropas ucranianas mientras se desarrollan intensos combates en las calles cercanas. Las tropas rusas tienen bajo control la mayor parte de la ciudad semidestruida. El Ejército ucraniano controla actualmente las afueras industriales.

Planta química asediada
Planta química asediada FOTO: T. Nieto

Dos de los tres puentes que conducen a la ciudad a través del río Siverskyi Donetsk han sido destruidos por los rusos. Bombardean al tercero para aislar a la ciudad de recibir reabastecimientos del territorio controlado por Ucrania.

Кадри жорсткого бою у Сєвєродонецьку

Severodonetsk y su ciudad gemela Lysychansk son las únicas ciudades grandes en la provincia de Lugansk que aún están bajo el control de Ucrania. La captura de las provincias de Lugansk y Donetsk, que juntas aproximadamente corresponden a la región industrial de Donbás, ha sido el principal objetivo de las tropas rusas en Ucrania después de su fracaso en someter rápidamente a la resistencia ucraniana y capturar su capital y otras ciudades importantes. Aunque el Ejército ucraniano está sufriendo muchas bajas, Rusia solo ha podido avanzar muy lentamente en Donbás.

Said Ismagilov, el principal muftí de los musulmanes de Ucrania, se unió a la unidad de defensa territorial en Kyiv el primer día de la invasión rusa. Después lo han transferido al este, donde conduce una ambulancia que lleva a los soldados heridos desde el frente de batalla hasta los hospitales militares. Relató a la radio “NV” ucraniano que los soldados ucranianos tienen muy claro que tienen que combatir y pagar un alto precio “porque Rusia no se detendrá en el este del país y buscará conquistarlo todo”. Simplemente no hay otra manera más que continuar defendiendo su patria. “Necesitamos la ayuda de todos los países civilizados del mundo pero entendemos que al final todo está en nuestras propias manos”.

Los medios germanos afirman que el canciller alemán Olaf Scholz está planeando una visita a Kyiv en junio, junto con los líderes francés e italiano, Emmanuel Macron y Mario Draghi. La visita de Scholz, a víspera de la decisión de la UE de otorgar a Ucrania el estatus de país candidato, podría significar un gran paso adelante en las relaciones entre los países. Muchos líderes de países europeos, como Pedro Sáchez o los presidentes de países centroeuropeos, ya han visitado Ucrania. Scholz indicó anteriormente que sólo visitaría Kyiv si hubiera una razón importante para hacerlo, “no simplemente posar para las cámaras”.

Alemania ha condenado inequívocamente la agresión rusa y ha apoyado financieramente a Ucrania. Sin embargo, los dos países no siempre han estado de acuerdo, ya que Ucrania siente que Alemania contribuyó a las acciones actuales de Putin al no reaccionar de manera más resuelta después de que Rusia anexó Crimea y comenzó la guerra en Donbás en 2014. El presidente de Alemania Frank-Walter Steinmeier, así como la canciller anterior, Angela Merkel, apoyó la construcción del gasoducto Nord Stream 2 que debía circunvenir Ucrania y así socavar tanto su economía como su defensa contra Rusia. Alemania tampoco ha entregado ninguna de las armas pesadas que hasta ahora ha considerado dar a Ucrania, a diferencia de Francia, que ha enviado sus obuses “Caesar” a Ucrania.

Ukrainian Army Uses New Caesar Long-Range Howitzer Supplied By France

Guerra prolongada hasta octubre de 2022

Mientras tanto, Ucrania advierte que Rusia está preparada para una guerra prolongada en Ucrania y está buscando aumentar el número de sus tropas allí. El último informe de inteligencia de Reino Unido indica que algunas brigadas rusas están comenzando a desplegar unidades militares adicionales que generalmente no cuentan con el personal completo. Esto significa que puede depender de nuevos reclutas o reservas movilizadas para enviarlos a Ucrania.

El ministro de Defensa ucraniano, Olexiy Reznikov, advierte en su entrevista reciente a “The Economist” que “la burocracia y el pragmatismo de Occidente demostraron ser mucho más fuertes que los valores occidentales”. Subrayó que “cada día de retraso se mide en la sangre de los ucranianos”.