Así están resistiendo las firmas de lujo la situación mundial del Covid-19

Todas las marcas tienen ahora una importantísima misión: reinventar la forma en la que se relacionan con sus clientes.

Runway - Historia Naturalis - Ethical Fashion Show #3 - 2020 in Minsk
Minsk (Belarus), 08/07/2020.- Models display creations of Belarus designer group Historia Naturalis during an Ethical Fashion Show #3 in Minsk, Belarus, 08 July 2020. The event is dedicated to Kupalle, which is the Belarusian version of Ivana Kupala, the midsummer festival during the Summer solstice marking the beginning of Summer. (Moda, Bielorrusia) EFE/EPA/TATYANA ZENKOVICHTATYANA ZENKOVICHEFE

La crisis del COVID-19 ha afectado a prácticamente todos los sectores que hacen que un país funcione. Aunque de diferente forma y con distinta gravedad, casi ninguno se ha librado del daño económico del virus. Tampoco las grandes marcas de lujo, directamente perjudicadas por la caída de otro agente clave en el crecimiento de España: el turismo.

Al cierre de 2019, según el estudio World Wealth Report, en España había 235.400 personas que tenían más de un millón de euros en el banco (sin contar posesiones inmobiliarias, obras de arte y otros bienes). Esto es, 11.000 ricos más que en 2018. La industria premium factura 800.000 millones de euros en todo el mundo. De ellos, 9.000 millones proceden de España. Este negocio supone el 10% de las exportaciones y el 4% del PIB europeo.

Un informe de Bain&Co recoge que las ventas de la industria exclusiva disminuirán este año entre un 25% y un 30%. La mitad de estas pérdidas se producirán como consecuencia del descenso de la actividad turística internacional. Lo más preocupante es que numerosos expertos afirman que la facturación no llegará a los niveles de 2019 hasta mediados o finales de 2022.

Suite crucero Scenic Eclipse
Suite crucero Scenic EclipseScenic Eclipse

La caída de la demanda en China, principal mercado mundial de lujo, no se recuperará hasta el próximo año, por no decir las visitas de ocio al país, impensables a corto plazo, al menos desde Europa. No obstante, dentro de todo el entramado premium, habría que diferenciar entre diferentes subgrupos, ya que no todos se verán igualmente damnificados.

Por ejemplo, y como es normal, los viajes y cruceros de lujo serán los más castigados, así como el sector hotelero y de la restauración. Una vez más, todo directamente relacionado con el turismo. Por otra parte, los que saldrán mejor parados -dentro de lo negativo de la situación- serán la vivienda o la moda.

Las lujosas marcas de moda, a la conquista del mercado online

Precisamente es importante destacar el giro que este subgrupo debe dar a su actividad para no sufrir tantas pérdidas. La exclusividad, siempre acostumbrada a la relación cara a cara y de cercanía, tiene ahora la misión de continuar con aquello que la caracteriza, pero a través de Internet.

Modelo Dior
Modelo DiorDior

Las sofisticadas marcas de moda tienen en la red a su principal aliada. Por ejemplo, Dior se ha apoyado en eventos virtuales como desfiles, webinars, ventas exclusivas y otro tipo de acciones para fomentar las ventas. Durante el confinamiento, el 16% de la compra de productos de alta gama se hizo de manera online.

La gran mayoría de los expertos calcula que, de aquí a 5 años, el 30% de las ventas se realizarán por este canal. Un mercado, el del lujo, que tiene ahora un importantísimo objetivo: reinventarse.