Estos relojes de Audemars Piguet inspirados en la Alta Costura iluminarán París

Se acerca la Semana de la Moda de París y algunas de las firmas ya han adelantado ciertos detalles sobre sus colecciones. Pero esto si que no nos lo esperábamos.

Muchos diseñadores están llevando al pie de la letra eso de reinventarse o morir, y en tiempos convulsos como los que estamos viviendo, más que nunca. Un claro ejemplo de ello es la última apuesta de la casa de costura Ralph & Russo para su próximo desfile: unirse en colaboración con la relojera Audemars Piguet.

De este modo, se podrán apreciar sobre la pasarela, además de los exquisitos diseños de Ralph & Russo, las nuevas líneas de relojes Royal Oak y Royal Oak Concept Tourbillon Volante. Una simbiosis inesperada que nunca antes se había dado y que seguro, triunfa. ¿Habrá alguna otra fusión sorpresa para este mes de octubre en París?

A pesar de los años de diferencia que se llevan en el mercado, ambas firmas comparten más cosas en común de las que aparentemente pueda parecer. Las dos abogan por elaborar sus productos artesanalmente con materiales de gran calidad, cuidar hasta el más mínimo detalle e innovar para deleite de sus clientes. En definitiva, son marcas de lujo que comparten una ideología y unos valores más que similares, mediante la que pretenden transmitir emociones.

Aunque la colección que presentará Ralph & Russo aún guarda cierto misterio, pues se hace en primicia, ya sabemos que Audemars Piguet ha creado una nueva línea de relojes inspirada en la alta costura para su gran día que se suman a los de la actual Royal Oak.

Los nuevos miembros son cuatro modelos automáticos con caja de 34 mm, dos de ellos están hechos en acero inoxidable, los cuales lucen la característica esfera “Grande Tapisserie” de Audemars Piguet en color gris azulado y plateado respectivamente, otro de oro rosa de 18 quilates con bisel engastado con incrustaciones de diamantes y misma esfera en plateado, y un último bicolor, en el que se mezclan el acero inoxidable y el oro rosa de 18 quilates con esfera también plateada.

Aunque las joyas de la corona son los dos modelos Royal Oak Concept Tourbillon Volante, que más que relojes, parecen magia. Poseen una caja más grande que la de sus compañeros, de 38.5mm y una estética brillante, literalmente, gracias a la caja Frosted Gold de oro rosa o de oro blanco que les da un aspecto de piedra preciosa. Su esfera es multicapa en degradado azul y un motivo “rayos de sol” engastado con diamantes. La correa es la misma para ambas versiones, de piel de aligátor azul y otra suplementaria brillante.

Estos son, sin duda alguna, unos diseños que van a lucir espectaculares en las muñecas de las modelos, y también en las de las consumidoras que se hagan con uno.

El resultado que veremos en la pasarela será un equilibrio perfecto entre dos grandes marcas que se han atrevido con algo diferente a lo que estábamos acostumbrados. No podemos esperar a ver los looks frescos que tienen preparados y que de tanta inspiración nos van a servir.