Cisma comunista en Galapagar, el pueblo de Iglesias: IU rompe con Podemos tras la subida de sueldo de los morados

Los de Alberto Garzón en este municipio acusan a Podemos de “vulnerar” el acuerdo de coalición y de querer acallar a su concejala

Pablo Iglesias y Alberto Garzón
Pablo Iglesias y Alberto GarzónManu FernandezAP

Cisma en el seno de Unidas Podemos en Galapagar, el pueblo madrileño en el que reside el líder morado y vicepresidente del Gobierno, Pablo Iglesias. Galapagar en Común-Izquierda Unida ha anunciado su ruptura con la coalición Unidas de esta localidad, que es la confluencia conformada con Podemos y su marca municipal Cambiemos Galapagar, por lo que la concejal de IU en el Ayuntamiento, Celia Martell, pasa a ser concejal no adscrita. Así lo ha anunciado la formación en un comunicado después de que la Asamblea del partido local haya valorado que no se estaban cumpliendo las condiciones para superar una serie de “conflictos enquistados” dentro de la confluencia, lo que impide “el desarrollo de una política municipal al servicio de los y las vecinas de Galapagar”, explican desde IU.

Casa de Pablo Iglesias e Irene Montero en La Navata en el termino de Galapagar
Casa de Pablo Iglesias e Irene Montero en La Navata en el termino de GalapagarJesœs G. FeriaLa Razon

Uno de los principales conflictos entre ambas marcas se produjo cuando discreparon en torno a los sueldos que sus ediles en Galapagar debía percibir: “El planteamiento que defendieron desde Podemos era la subida de 900 a 1.200 euros por media jornada y a nuestro grupo nos parecía excesiva, y más aún viviendo la situación social provocada por la Covid-19, por eso propusimos una enmienda para que todas las portavoces estuvieran a media jornada cobrando 900 euros”, aseguran desde IU.

Meses de desencuentros

Las diferencias entre las formaciones surgieron hace varios meses, cuando Podemos y Cambiemos Galapagar instaron a través de un comunicado a su, hasta hoy, compañera de confluencia, la portavoz de IU, Celia Martell, que la coalición de los tres partidos “requiere de trabajo en equipo, compañerismo y coordinación”. “Esta petición de coordinación surge por parte de Podemos y Cambiemos a raíz de que Galapagar en Común-IU dejase de asistir a las asambleas de la coalición, donde se debaten y acuerdan las posturas políticas y el sentido de voto en los plenos”, apuntaron en dicho comunicado.

Los tres partidos de izquierdas se presentaron a las elecciones de 2019 en la coalición Unidas por Galapagar con un acuerdo conjunto. Desde Galapagar en Común-IU han alegado un “incumplimiento sostenido de las formas adecuadas de funcionamiento, traducidas en un bloqueo constante a las posiciones y el trabajo de IU en la confluencia” para justificar la ruptura de la confluencia.

Así mismo, aluden a vulneraciones de funcionamiento del grupo, impidiendo en diversas ocasiones la intervención de la concejal de IU Celia Martell, así como la presentación de preguntas y mociones. La decisión ha contado con el respaldo de la federación madrileña de Izquierda Unida, IU Madrid, que ha transmitido su apoyo a la asamblea y a su concejal ante “la imposibilidad de reconducir la situación”, zanjan desde la formación.