López Miras prepara un frente común con Andalucía y Valencia para reivindicar una “financiación justa”

El presidente murciano anuncia que pedirá ayuda a la Unión Europea para evitar el cierre de las líneas ferroviarias por las obras del Corredor Mediterráneo

El presidente de Murcia, Fernando López Miras
El presidente de Murcia, Fernando López Miras FOTO: Marcial GuillÈn EFE

El presidente del Gobierno murciano, Fernando López Miras, ha anunciado que este mismo mes de septiembre mantendrá una reunión en Sevilla con el presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, para abordar el problema de la financiación autonómica, al tiempo que espera poder reunirse “inmediatamente después” con su homólogo de la Comunitat Valenciana, Ximo Puig, para “poder hacer un frente común y reivindicar lo que es justo” en este sentido.

A su parecer, es importante que se cambie un modelo de financiación autonómica que está “perjudicando gravemente” a la Región de Murcia.

“A los ciudadanos de la Región nos tratan como ciudadanos de segunda, porque recibimos menos financiación para nuestra Educación, para nuestra Sanidad y para nuestras Políticas Sociales”, según López Miras, quien cree que es “importantísimo” que esto se cambie “ya”.

En su opinión, lo “justo” es que “todos los españoles reciban la misma financiación por su Educación, por su Sanidad y por sus Políticas Sociales”.

Pide ayuda a Europa

Así lo ha puesto de manifiesto en Lorca antes de anunciar que la Comunidad pedirá ayuda a la Comisión Europea para impedir que la Región se convierta en “una isla ferroviaria” durante los tres años que está previsto que duren las obras de construcción de la plataforma del Corredor Mediterráneo.

De esta forma, ha anunciado que el Ejecutivo murciano solicitará la intermediación de la comisaria de Transportes de la Unión Europea, Adina Valean, ante el Gobierno central para tratar de evitar el cierre total de las líneas previsto para el 1 de octubre.

La interrupción de los trenes de cercanías afectará especialmente a la comarca del Guadalentín, ha dicho el presidente, antes de explicar que la Comunidad hará “lo que sea necesario para que el Gobierno de España cambie sus planes” sobre la ejecución de las obras.

Ha urgido a que el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana “cambie su postura” sobre la planificación de los trabajos del Corredor “para no dejar hasta 2025 aislada a Lorca y a la Región de Murcia, no solo en las cercanías sino también en las conexiones con Madrid”.

La decisión del Gobierno central, ha argumentado, “supone dejar a más de 1,2 millones de pasajeros de esas líneas sin un transporte que es sostenible y que es el que recomienda la Unión Europea”.

Ante el alcalde de Lorca, Diego José Mateos, del PSOE, ha dicho que “es importante que todos trabajemos para que esos planes del Gobierno central no se consumen” y para reclamarle proyectos alternativos que permitan el cierre de las líneas por tramos, en función de los avances de las obras.

López Miras ha afirmado que el anterior Ejecutivo central del PP sí contaba con un proyecto que “compatibilizaba perfectamente” las obras con el tráfico ferroviario y ha pedido al actual que lo retome.