Lluvia de estrellas Delta Acuáridas y Perseidas: cuándo y dónde verlas

Son las dos lluvias de meteoros más importantes del verano

Las Delta Acuáridas, con pico el 30 de julio, y las populares Perseidas, cuyo máximo sucederá hacia el 12 de agosto, son las dos lluvias de meteoros más importantes del verano.

El 2020 será un mal año para la observación de las Delta Acuáridas, puesto que su momento de máxima actividad será dos días después de la luna llena (el plenilunio tendrá lugar el día 27 de julio), aunque será un buen año para observar las Perseidas, pues sucederá cuando la Luna esté en fase menguante.

Aunque el pico será el 30 de julio no hay que limitarse a observar las Delta Acuáridas únicamente en esa fecha. Desde el 12 de julio y hasta el 23 de agosto, las Delta Aquariids se ven mejor en las horas previas al amanecer, lejos del brillo de las luces de la ciudad.

Por lo general, estas estrellas se ven mejor desde el hemisferio sur porque el radiante es más alto en el cielo durante la temporada alta. En el hemisferio norte, los meteoros se desplegarán principalmente en este, norte y oeste.

Qué son las Delta Aquariids

Los Delta Aquariids son una lluvia de meteoros visible desde mediados de julio hasta mediados de agosto con una actividad máxima el 28 o 29 de julio.

Esta lluvia de estrellas se originó por la ruptura de lo que ahora son los cometas Marsden y Kracht Sungrazing y reciben su nombre porque su radiante se encuentra en la constelación de Acuario , cerca de una de las estrellas más brillantes de la constelación, la Delta Aquarii.

Otras lluvias de estrellas

En cuanto a las agrupaciones ficticias de estrellas conocidas como constelaciones, posiblemente el verano sea la época del año en la que más miradas se dirigen hacia el cielo, destacando la espectacular franja blanquecina que forma la Vía Láctea.

Nada más caer la noche, comienzan a aparecer las estrellas más brillantes y es fácilmente identificable el triángulo formado por Altair de la constelación del Águila, Deneb de la constelación del Cisne y Vega de la constelación de la Lira. Es el denominado triángulo de verano.

Alrededor de la estrella Polar, se verán a lo largo de la noche las constelaciones de Casiopea, Cefeo, el Cisne, el Dragón y las dos Osas.

También serán visibles de este a oeste, Pegaso, el Águila, la Coronal Boreal y la Cabellera de Berenice. Cerca del horizonte se podrán observar a lo largo de la noche algunas de las constelaciones zodiacales, de la Virgen a Acuario, esta última ya casi al amanecer.