¿Cómo evitar que se congelen las tuberías? El frío podría dejarte sin agua en casa

Cuando se congela una tubería, podrías quedarte sin agua en casa, y en el peor de los casos podría reventar por la presión del hielo

Una tubería congelada por el frío
Una tubería congelada por el fríoLa Razón

La nieve provocada por la borrasca Filomena da paso al frío, que traerá temperaturas bajo cero en muchas zonas del interior peninsular. Las temperaturas gélidas podrían provocar placas de hielo en las aceras y carreteras al congelarse la nieve caída.

También, podría dejar a muchos hogares sin agua al congelarse las tuberías o los contadores. Sobre todo, corren riesgos aquellas cañerías que se sitúen en exteriores, ya que están expuestas al frío, especialmente durante la noche, cuando más caen los termómetros.

Canal Isabel II, la empresa encargada del ciclo integral del agua en la Comunidad de Madrid, recibió 1.046 incidencias durante el temporal, un 72 % de las recibidas, según informó la Comunidad de Madrid en una nota de prensa.

La empresa aconseja revisar la puerta del armario donde se ubica el contador, verificar que está bien cerrada y protegerla envolviéndola en materiales que impidan que se enfríe demasiado. Además, recomienda cubrir las tuberías que rodean el contador, cerrar la llave del agua si van a estar fuera de su domicilio durante un período prolongado y, en caso de que se produzca una congelación en el contador y la vivienda queda sin suministro de agua, no se fuerce la llave de paso.

En relación a las tuberías, la compañía de seguros, Caser Seguros, recomienda conservarlas a una temperatura cálida (utilizando calefactores, gomaespuma, agua caliente, manteniendo la casa cálida o una válvula de recirculación de agua caliente), vaciar las mangueras, cerrar el suministro o verter sal en las cañerías.

Una tubería congelada supone un doble problema porque, por un lado te deja sin suministro y por otro podría provocarse una fractura por la presión del hielo en el interior de las cañerías.

Cómo descongelar una tubería

A lo mejor estos consejos llegan tarde. Las tuberías de tu casa podrían haberse congelado ya debido a las bajas temperaturas de los últimos días. Si este es tu casa, hay remedio para conseguir que el agua vuelva a circular con normalidad por las cañerías.

Para ello puedes aplicar calor sobre el lugar donde está el hielo utilizando un secador de pelo o una lámpara de calor. También puedes envolver la tubería con un paño de agua caliente. En cualquier caso, no aplique el calor en exceso porque podría dañar las tuberías.

También es recomendable proveerse de botellas o garrafas de agua para poder subsistir en caso de que no funcione el suministro en casa.