'Top Photo', un "talent" en el que según Brisa Fenoy se dará "una vuelta al narcisismo de Instagram"

El “talent” se estrena el sábado en Movistar+

  • El jurado de “Top Photo”
    El jurado de “Top Photo” /

    Movistar+

Madrid.

Tiempo de lectura 4 min.

17 de mayo de 2019. 17:48h

Comentada
Miriam Anguita.  Madrid. 17/5/2019

El sábado a las 21:10 horas llega a #0 "Top Photo", un "talent" que reivindica la calidad y el valor artístico de la fotografía móvil. En él, ocho concursantes se someterán a pruebas individuales y por equipos para conseguir el premio: 50.000 euros.

El programa ha sido dirigido por Jordi Rosell, responsable de otros concursos como "Mira quién baila" o "MasterChef", pero José Manuel Ferrater, fotógrafo profesional y uno de los miembros del jurado, marca distancias con el formato culinario: "'TopPhoto' es mucho más interesante, porque ahora mismo todo el mundo hace fotos continuamente, es un nuevo lenguaje que casi sustituye a la escritura". El segundo miembro del jurado es Gonzaga Manso, quien confiesa sus motivos para participar en el programa: "Al principio me asustó la idea de fotografía con el móvil, pero acepté porque el programa trabajaba por conceptos, como el amor o el vacío, y eso me llamaba la atención". El tecer miembro del jurado es la "influencer" Aida Domènech "Dulceida", quien a priori podría parecer la nota discordante junto a dos fotógrafos profesionales, pero el mismo Manso saca la cara por ella: "Es un personaje público al que todos conocen y encasilla en el mundo de la moda, lleva haciéndose fotos a diario durante muchos años. Sabe bastante de fotografía y su criterio es muy válido".

"Hay que quitarse los prejuicios. Un fotógrafo es alguien que cuenta y transmite con una cámara, da igual cuál sea o si es con el móvil", completa Ferra. Por su parte, la "influencer" reconoce que al principio le costó el rol de jueza: "Tienes que ser muy seria y a mi eso me cuesta, pero ha sido una gran experiencia".

La encargada de dirigir el programa es la cantante, modelo y activista social Brisa Fenoy, quien espera que el programa se convierta en una manera diferente de entender la fotografía: "Me parece guay darle la vuelta al narcisismo de Instagram y convertirlo en una mirada que ve cosas bellas o temas sociales en lugar de la vida privada y el ego, que es algo de lo que no estoy muy a favor en el mecanismo de las redes".

Estas están muy vinculadas al programa, ya que los 8 concursantes, como Alejandra Remón o David Olivas, son "instagramers", aunque entre ellos hay disparidad en los niveles de conocimiento fotográfico. Además, la audiencia podrá enviar sus propias imágenes por las redes del programa para participar en un concurso semanal.

La totalidad de las grabaciones en plató se han realizado en el Espacio Harley de Madrid, pero para muchas de las pruebas el equipo se ha trasladado a exteriores y así lo explica el juez Manso: "En una ocasión los concursantes tuvieron media hora en un bosque para dar con una buena imagen y yo siempre trabajo muy premeditadamente, las pruebas a veces nos habrían resultado imposibles a los propios jueces". En alguna de estas pruebas se verá algo de activismo, tal como destaca Fenoy, cuya carrera está muy vinculada a los movimientos sociales: "Hay un tema de retrato y un tema urbano, y ahí hubo un toque. No soy del jurado, pero si lo hubiera sido lo habría valorado, porque creo que es un debate a tener en cuenta". La también compositora confiesa haberse visto comedida por su papel: "No he podido ser yo todo lo que quería porque una presentadora al final no puede opinar de nada".

Fenoy reflexiona también sobre la relación entre los concursantes: "Se han ayudado y en lugar de competir ha habido mucha cooperación, y ese es el futuro".

Durante la primera entrega del programa, el espectador podrá ver cómo convivieron durante 10 días los concursantes, participando en pruebas y preparándose para la competición real, durante la cual no conven. Sin embargo, a partir del segundo programa esto cambia, y cada semana habrá un expulsado según las valoraciones del jurado: "Los jueces son muy diferentes entre ellos, pero consiguen complementarse", comenta Fenoy, que asegura que repetiría como presentadora pero en un segundo plano en su trayectoria: "Quiero mi carrera como artista, me ha costado muchos años llevar hasta aquí... ahora que estoy despegando quiero darlo todo y no quiero perder tiempo en otras cosas". Para conocer las pruebas y al equipo del programa habrá que esperar al sábado, pero Domènech se muestra muy segura respecto a las audiencias: "Va a gustar porque es entretenido, aprendes y los concursantes son muy humanos".

Últimas noticias