MENÚ
martes 13 noviembre 2018
05:17
Actualizado

El pez payaso ayuda a respirar a la anémona al abanicarla con sus aletas

  • Imagen de archivo de un pez payaso
    Imagen de archivo de un pez payaso
Madrid.

Tiempo de lectura 2 min.

28 de febrero de 2013. 15:20h

Comentada
Madrid. 27/2/2013

El pez payaso, mundialmente conocido como Nemo por la película infantil, tiene en la anémona del mar un gran aliado frente a los depredadores. El investigador Joe Szczebak, de la Universidad Auburn, en Estados Unidos, se preguntó si podría existir algún tipo de reciprocidad. Según este experto, los arrecifes de coral están inundados de oxígeno durante el día, pero los niveles pueden caer en picado durante la noche cuando la fotosíntesis cesa. Es entonces cuando detecta que el pez payaso ayuda a respirar a la anémona abanicándola con sus aletas, tal y como recoge el estudio publicado en "The Journal of Experimental Biology".

Para llegar a este sorprendente hallazgo, el autor analizó por separado el consumo de oxígeno del pez payaso y de la anémona, y después hizo lo mismo pero de forma conjunta. Y descubrió que los peces y las anémonas consumen 1,4 veces más oxígeno cuando estaban juntos que cuando estaban por separado. Algo, por tanto, estaba sucediendo. Para saber qué, Szczebak repitió los experimentos, pero esta vez separándolos con una malla de plástico, de modo que el pez podía ver y oler a su socio. Szczebak volvió a medir el consumo de oxígeno, que seguía siendo más bajo que cuando estaban en contacto. Pasaba algo para que este consumo se incrementase. Tras largas noches filmando a Nemo detectó que el pez movía sus aletas para ayudar a respirar a su socio.

Últimas noticias