“Ciudadanos gobierna con Fernández Mañueco bien y a gusto en Castilla y León”

Así lo asegura a Efe el portavoz de esta formación en el Congreso de los Diputados, Edmundo Bal, quien niega que haya un cisma con el PP y descarta, contundente, un adelanto electoral

En portavoz adjunto de Ciudadanos, Edmundo Bal
En portavoz adjunto de Ciudadanos, Edmundo Bal FOTO: A. PEREZ MECA A. PEREZ MECA

Esta semana las aguas ya no han bajado revueltas en Castilla y León como si lo hicieron hace dos semanas cuando el PP apoyó una iniciativa parlamentaria del PSOE que pedía la paralización de la reforma sanitaria de la Junta en la Atención Primaria provocando un terremoto político con su socio en el Gobierno, Ciudadanos.

La aprobación en las Cortes este pasado miércoles durante el último pleno de una iniciativa conjunta de PP y Cs, apoyada por la Unión del Pueblo Leonés y por la formación Por Ávila -el resto se abstuvieron- ha devuelto la normalidad en principio, y se ha dado por zanjada en ambos partidos esta crisis abierta en beneficio de la Sanidad rural, pero también de la convivencia en lo que resta de legislatura, aunque no se sabe si serán los casi dos años que restan de mandato o apenas unos meses ante los rumores de adelanto electoral.

De hecho, como informaba este periódico ayer en sus páginas, el ruido de sables aún persiste y el PP de Castilla y León es partidario de un adelanto electoral a principios del año que viene para evitar así una nueva moción de censura que pueda presentarles el PSOE, aprovechando el derrumbe naranja. Y es que en las flas populares temen que de producirse una nueva moción de censura, esta vez no puedan ser capaces de controlar las fugas de Ciudadanos, como si hicieron la otra vez, con la excepción de María Montero, que al pasarse al Grupo Mixto ha dejado a PP y Cs sin mayoría en el hemiciclo castellano y leonés.

Sin embargo, la opción de un adelanto electoral para principios de 2022 parece que el PP nacional lo descarta, al menos de momento.

Desde Ciudadanos ven con expectación estos movimientos, aunque también descartan que se vaya a producir un final de legislatura abrupto y adelantado en Castilla y León. Al menos así se desprende de las palabras del portavoz de Ciudadanos en el Congreso de los Diputados, Edmundo Bal, quien asegura en una entrevista a la agencia Efe que está convencido de que en este momento no va a haber adelanto electoral en esta Comunidad, pero tampoco en Andalucía, como se viene especulando, aunque sí que deja abierta puerta a este escenario pero solo unos “mesecitos antes” de que el mandato llegue a su fin, como cree que es “costumbre” en España.

Es más, afirma, contundente, que tanto en con Fernández Mañueco en Castilla y León como con Juanma Moreno en territorio andaluz, PP y Ciudadanos “gobiernan bien y a gusto”, pese a que admite igualmente “desavenencias coyunturales” típicas de los gobiernos de coalición que se resuelven dialogando de puertas para dentro.

Además, afirma que queda mucha legislatura por delante y muchas cosas por hacer en beneficio de los ciudadanos y por España y echa en cara a los socialistas principalmente que hablen de cisma y crisis entre PP y Cs tratando de “magnificar” unos desencuentros que, insiste, considera normales en un Gobierno de coalición y que se dan respuesta hablando y pactando como ha ocurrido esta semana en el Parlamento autonómico con la reforma sanitaria